Tres fueron enviados a la cárcel y dos a prisión domiciliaria por tráfico de drogas en Cundinamarca, delinquían en entornos escolares, parques y zonas boscosas.

La Fiscalía General de la Nación Seccional Cundinamarca, a través de la Policía judicial Sijín, capturó a ocho personas que harían parte de una organización delictiva conocida como Los Pachos, liderada por ciudadanos extranjeros, quienes, al parecer, estarían dedicados al tráfico de drogas en Chía, Tabio, Tenjo y Zipaquirá en este departamento.

Los elementos de prueba indican que la organización comercializaba los alucinógenos en entornos escolares y culturales, además en parques, vías públicas y en zonas boscosas de los municipios mencionados; también alquilaban cambuches para el consumo de marihuana o bazuco, actos delictivos documentados desde diciembre de 2020 hasta noviembre de 2021.

Puede recordar: Capturan banda de ladrones que apuñaló y mató a un ciudadano en Fusagasugá

Los procesados fueron puestos a disposición de un juez de control de garantías quien ordenó medida de aseguramiento para Abraham Joseph González Meza, cabecilla de la organización; Eduardo Antonio Alvarado Alvarado, quien sería el encargado de la distribución, y Jesús Darío Peña Bedoya, al parecer dedicado al expendio del estupefaciente.

También fueron afectados con medida restrictiva de la libertad, Darwin Jesús Mora Yedra, Cristian Ferney Arriero Aguilar y Brayan Ferney Hernández Hidalgo, alias Marciano.

Con medida de privación de la libertad en su lugar de domicilio quedó Isaías Ardila Rivera y Pablo Alfredo Díaz Osorio alias abuelo, debido a su avanzada edad. A todos ellos les fueron imputados los delitos de concierto para delinquir agravado, en concurso con tráfico de estupefacientes, delitos a los cuales se allanaron.