Con la pieza Procesión de los Nobles de Nicolai Rimsky-Korsakov, la Banda Juvenil Sinfónica de Cundinamarca inició los ensayos programados para este año, con el objetivo de posicionarla en el país y fomentar una mayor participación en los eventos de los municipios.


El Palacio San Francisco en Bogotá será el escenario que albergará a los 53 jóvenes de entre los 18 y 28 años de edad de Cajicá, Guasca, Tocancipá, Sibaté y Soacha, entre otros. Los jóvenes músicos que realizarán sus ensayos de martes a viernes de nueve de la mañana a doce del día.

Este proyecto del Instituto Departamental de Cultura y Turismo de Cundinamarca (Idecut) cumple una función pedagógica y social, que apoya a los jóvenes cundinamarqueses para que puedan continuar con sus estudios musicales. Muchos de los nuevos integrantes han recibido el apoyo de sus municipios desde los programas de escuelas de formación y han crecido musicalmente en las bandas municipales del departamento.

La Banda Sinfónica de Cundinamarca ha sido condecorada con la medalla al mérito “Antonio Nariño” entregada por el Congreso de la República en 2009 y en el Concurso Nacional de Bandas Estudiantiles de La Vega en 2010. Así mismo, en el año 2011 recibió los premios a mejor banda en la categoría Profesional Universitaria y mejor arreglo de la obra obligatoria “El Sapo Viejo” en el Concurso Nacional de Bandas de Paipa en Boyacá.

Gracias al apoyo del Idecut la Banda Sinfónica ha crecido en los últimos años, demostrando que la música y la cultura cumplen un papel determinante en la construcción de sociedades con “calidad de vida” dándole a los jóvenes nuevas y mejores oportunidades en una comunidad sin violencia, que permita posicionar a Cundinamarca como el primer departamento territorio de paz.

Juan Ramón Jiménez, Gerente del Idecut y Camilo Linares, Director de la Banda, les dieron la bienvenida a todos los integrantes de la Banda y resaltaron la importancia de aprovechar la oportunidad que les da la administración departamental de profesionalizarse y continuar con el rescate de las tradiciones populares de Cundinamarca a través de la música.