A pesar de que el 5 de febrero de 2011 el alcalde de ese entonces, José Uriel González, puso en marcha la Empresa Social del Estado ESE del municipio de Sibaté, desde el mismo momento de su conformación la gobernación le puso trabas y demandó el acuerdo que la creó.


Cuando la Secretaría de Salud de Sibaté destacó el proceso de constitución de la Empresa Social del Estado ESE, aseguró que se creó obedeciendo a las generalizadas quejas de la comunidad por la deficiente calidad en la prestación de servicios y con el fin de salvaguardar el Derecho Fundamental a la salud.

Después de varios estudios jurídicos, técnicos y económicos, quedó constatada la viabilidad de la realización del proyecto, que se formalizó con el Acuerdo Municipal No. 005 de 2009. Pero desde ese momento el proyecto tuvo zancadillas en la Gobernación, que demandó el acuerdo, aunque luego el fallo favoreció al municipio; incluso el Hospital Mario Gaitán Yanguas se negó insistentemente a entregar los inmuebles de propiedad de los sibateños.

Pero a pesar de las trabas, la ESE Municipal inició sus actividades el 5 de febrero de 2011, en un bien inmueble de 600 m2, el cual consta de cinco niveles con todas las instalaciones y comodidades aptas para la mejor prestación de los servicios de salud.

La Alcaldía invirtió en equipos de última tecnología, elaboró manuales y protocolos, al igual que implementos, materiales e insumos necesarios para su funcionamiento. Así mismo se le asignaron a la ESE dos ambulancias, una de ellas último modelo, contrató personal profesional y auxiliar idóneo, y adelantó la contratación con las EPS del régimen subsidiado Ecoopsos y Cafam.

Además, ante la Dirección de Desarrollo de Servicios de Salud de la Secretaría de Salud del Departamento de Cundinamarca, fue radicado el Formulario de Inscripción en el Registro Especial de Prestadores de Servicios de Salud, de primer Nivel de Atención de Sibaté, como prestador de Servicios de Salud, dando cumplimiento a lo dispuesto en los artículos 13,14, 15 y 19 del Decreto 1011 de 3 de abril de 2006. Así, en cumplimiento de la inscripción inmediata, la ESE obtuvo su Código de Habilitación: 257400228501.

“Considerando lo anterior, la Secretaria de Salud del Departamento de Cundinamarca, a pesar de conocer de la ESE del municipio de Sibaté, ha perseguido de manera permanente el proceso y ahora se rehúsa a enviar el reporte de la existencia de nuestra ESE al Ministerio de Salud, incurriendo en una falla por la omisión de no registrar la Empresa en el Registro Especial de Prestadores de Servicios de Salud –REPSS- del Ministerio de la Protección Social. Adicionalmente ha incurrido en vías de hecho, violado el régimen constitucional y legal. Por lo cual se han instaurado diferentes procesos legales y se ha puesto en conocimiento de las autoridades, incluso del Presidente de la República, este hecho”, sostuvo la secretaria de Salud en noviembre de 2011, Miryam Melo Ávila.

Pero los inconvenientes y la presión continuaron, y en junio de 2012 el Concejo de Sibaté se vio obligado a aprobar el Acuerdo Municipal No. 09 del 25 de junio del mismo mes, el cual ordena la liquidación de la Empresa Social del Estado (ESE) del Municipio de Sibaté.

Desde esa fecha, ha pasado más de un año y aunque se trató de mantener vivo el sueño para muchos sibateños, hoy la ESE se encuentra en liquidación, incluso desde el pasado martes tres de septiembre el edicto está publicado en las carteleras del Palacio Municipal y en la página web del Municipio, el cual permanecerá hasta el día 13 de septiembre de 2013 a las 5:00 pm.

Apoyo: Gaceta Sibaté, diciembre de 2011