Haciendo uso de este recurso constitucional, los vecinos de este sector buscan llamar la atención de las autoridades para poder encontrar soluciones a la difícil situación de inseguridad que se vive en el lugar.


4-44.jpg

El potrero que conecta al barrio Prado Las Vegas con el centro de Soacha se ha convertido en un peligroso nido de inseguridad que tiene bastante preocupados a los residentes de este sector de la comuna dos, quienes se muestran desesperados ante la creciente ola de inseguridad y la persistente presencia de delincuentes que provienen de este y otros barrios cercanos como Danubio y Tabacal.

Son varias las personas que se ven afectadas con esta problemática, más que nada los estudiantes que deben cruzar para ir al colegio, y quienes tienen que hacer lo mismo para ir a trabajar o llegar a sus viviendas, además de los que a diario van al centro de Soacha para realizar diligencias o dirigirse a alguna dependencia de la Administración Municipal.

“Bajando por el Hospital Mario Gaitán Yanguas, antes de llegar al barrio, siempre se han presentado atracos, y mucha gente ha sido asaltada en ese lugar, sobre todo las mujeres y niños. Vemos con preocupación que hay mucho muchacho que se hace detrás de la casa modelo de Tejares II para poder robar a quienes pasan cerca de ahí. Lo malo es que uno avisa oportunamente a la Policía, pero ellos no atienden los llamados a tiempo, esto a pesar de que ellos están muy cerca del barrio. Uno los llama y simplemente dicen que ya vienen, pero el problema es que jamás llegan. Se han realizado reuniones acá, y los señores agentes han dejado sus números de teléfono ‘por prevención’, para que demos aviso de cualquier anomalía que observemos. Sin embargo, ellos no atienden nuestros llamados”, explicó un habitante del Prado Las Vegas.

Otros vecinos aseguran que el problema de la inseguridad no se presenta dentro del barrio, sino exclusivamente en la zona del potrero, manifestando que los más afectados son los niños y los adolescentes que necesariamente deben utilizar este camino para poder llegar a los colegios que están ubicados justo al otro lado del mencionado terreno:

“Dentro del barrio no se ve mucho la inseguridad, como sí se ve en las inmediaciones del potrero, que es el único acceso que tenemos al barrio. La delincuencia es terrible, ahí roban tanto en el día como en la noche, y por eso tenemos que darle una solución a esa situación. El sábado pasado algunos líderes del barrio fueron a una reunión con el Alcalde, donde se les informó que del 1 al 15 de octubre se nos iba a solucionar el tema de la cámara de seguridad que se ubicará en la zona de ‘Puente Micos’, pero pedimos a quien corresponda que nos instale las cámaras lo antes posible, para empezar a mejorar la seguridad en estos barrios. Precisamente mi hija fue una de las víctimas de esos delincuentes, que para el caso son habitantes del barrio Danubio. Mis hijos ya no quieren ir a estudiar, me toca acompañarlos al medio día y por la mañana, porque la inseguridad es tremenda por acá”, expresó otro de los residentes del Prado Las Vegas.

Por otra parte, la comunidad recuerda algunos compromisos hechos el año pasado con la Administración Municipal, relacionados con la ubicación de CAI móviles, la instalación de alarmas comunitarias y la conformación de frentes de seguridad, los cuales hasta el momento no han sido más que sólo palabras:

“Día a día la inseguridad se pone más pesada, ya que roban a cualquier hora del día. Estamos muy preocupados porque los muchachos que pasan por ahí para ir al colegio son atracados por los delincuentes, entonces es una situación muy delicada. Como Edil que fui se trabajó mucho por mitigar la inseguridad aquí en el barrio, pero realmente no tenemos nada. En el 2011, el entonces Secretario de Gobierno Rafael Mariño, vino aquí para realizar un Consejo de Seguridad, teniendo en cuenta la situación del barrio. En ese momento nos prometieron una alarma comunitaria, pero esta es la hora en que todavía estamos esperando a que sea instalada. En cuanto al CAI móvil, nos dijeron que no había presupuesto y que las alarmas comunitarias ya eran supuestamente un hecho, incluso nos dijeron que formáramos el frente de seguridad, pero finalmente no pasó nada”, manifestó Francisco Espejo, ex edil de la comuna dos y residente del Prado Las Vegas.

Producto de la difícil situación que se vive en Prado Las Vegas, la comunidad inició desde el jueves de la semana pasada un proceso de recolección de firmas, con el objetivo de apoyar un Derecho de Petición, que será presentado a las autoridades para solicitar un mayor apoyo a la hora de enfrentar el problema de inseguridad. La iniciativa es fomentada por los vecinos del barrio y apoyada por todos los comerciantes, quienes habilitaron sus negocios como punto de recolección de firmas.

La idea es que por intermedio de esta alternativa, la comunidad pueda encontrar las soluciones que exige frente al tema de inseguridad.