En el Jardín de los Rosales de la comuna 3 de Soacha, vecinos y líderes sociales se unieron con la Policía para conformar el frente de seguridad del barrio con el fin de combatir la delincuencia.

La iniciativa surgió a partir de los constantes robos que se han cometido al interior de las casas del barrio, por su cercanía al caño Río Claro por la antigua cicloruta.  

Jaison Puerta, habitante del sector, manifiesta que la colaboración de los vecinos es la oportunidad precisa para combatir la delincuencia,  ya que «la inseguridad se ha incrementado, se nos montaban en los árboles a robar a la gente,  también ingresaban a las casas, entonces los dueños de lo ajeno ven el caño, y como es fácil de cruzar, es su vía de escape», precisó.

Se necesita unión de la comunidad para combatir el hurto.  «La idea es que la ciudadanía se sienta bien con la Policía Nacional, estamos prestos a apoyarlos, somos uno, somos todos. No podemos darle pie a la delincuencia, debemos comprometernos», dijo el patrullero Hugo Cano, del grupo de prevención de la Policía de Soacha.

La Policía, a través de su programa de Prevención, también  piensa solicitar ayuda al  Secretario de Gobierno para realizar  actividades de limpieza en el caño, donde se priorice el Código de Policía, el cual contempla  multas para las personas que boten escombros.

La comunidad cuenta con alarmas, pero poco a poco se irán adquiriendo cámaras y monitores. «La intención es avanzar en compañía de la Policía, por eso invito a los vecinos para que nos apoyen y se unan más cuadras, aquí somos 18 casas por la diagonal 39  las que colindamos con el caño, pero se espera que sea todo el barrio  Jardín de los Rosales», concluyó un  habitante del sector.

Por Camila Castillo