Entre los conjuntos de Portalegre en la comuna 2  de Soacha,  nació la escuela y/o fundación Colombia Cumple tus Sueños a partir de la iniciativa de dos esposos profesionales en psicología que ofrecen prácticas en fútbol  y brindan asesorías psicológicas a niños y padres de familia. El proyecto tiene como forma de pago el reciclaje  y busca no abandonar las buenas prácticas y construir deportistas con todas sus dimensiones humanas.

 Con el ideal de cumplir metas y anhelos del corazón enfocados en una mejor sociedad, con sentido de pertenencia  y evitando el sedentarismo, «la fundación Cocus nació hace 10 meses con el sueño de tener un ente que nos respalde en todo el trabajo social que hacemos hace más de 16 años con mi esposa. Por otra parte la escuela se creó  por mi sueño frustrado de ser futbolista y porque conocí  a una persona extranjera que vino  a Colombia en búsqueda de recursos para un equipo de fútbol a nivel FIFA», comentó Javier López, psicólogo encargado del proyecto.

Niños de Soacha participan de los entrenamientos que ofrece Cocus

Los fundadores  del proyecto social y deportivo son los esposos Esteffany  Pardo Castillo y Javier López. Este último  dijo que  comenzó con dos sobrinos y su hija, en un parque con un balón, en donde los niños que los veían se acercaban hasta formar un grupo para entrenar. Actualmente la escuela cuenta con 40 niños de diferentes edades que a pesar del corto tiempo han participado en un torneo a nivel local y han demostrado poco a poco el cambio en la técnica con la pelota, pero además en su rendimiento escolar y su comportamiento social.

El proyecto inició sin costo, con un proceso que se llama un kilo por la vida, donde los jóvenes reciclan 1 kilo de material por semana con la intención de pagar el profe y admitir al interesado en el entrenamiento. «Se llama un kilo por la vida porque descontaminas tu ambiente, le apuestas a la vida, a mantener menos contaminados los ríos, las calles, el ambiente», recalcó López.

Lo especial de Colombia Cumple tus Sueños, es que además de una formación física, no se abandona la parte psicológica, es decir tienen un enfoque integral porque a los participantes se le trabaja también su parte psicosocial con eventos por y para los niños. “La parte académica porque se recalcan las buenas calificaciones en el colegio y en lo familiar se ofrcen terapias conjuntas para que entre todas las dimensiones se cumplan las metas”.

Con la convicción clara de prevenir, Cocus ha participado en integraciones activas de campañas que hace el municipio para la prevención de drogas. Así mismo ha aunado fuerzas para que sean dos días de entrenamiento (lunes y miércoles) y el sábado de orientación psicológica con el fin de fomentar un buen existir en los más pequeños. «Para poder dar su 100% se necesita no solo la parte física, sino emocional. A partir de ello trabajamos temas de prevención en drogadicción, abusos físicos y psicológicos, porque necesitamos construir seres humanos que se esfuercen por evitar el sedentarismo y que además los componentes que rigen su vida estén bien equilibrados, crean en ellos, en sus sueños y objetivos», recordaron los psicólogos.

Cocus no tiene restricción de edad, incluso hace un llamado para que los padres de familia también practiquen fútbol y asistan con sus hijos a las charlas psicológicas, ello como un proceso de terapia para canalizar el estrés causado por las cargas laborales. Para mayor información, ingrese a  Facebook como Fundación Cocus.