Bogotá es una ciudad privilegiada, ya que a tan solo 40 minutos se puede disfrutar de un clima caluroso ó en el mismo lapso de tiempo podemos llegar a temperaturas muy bajas, son dos contrastes llenos de bella vegetación, paisajes e infinidad de ofertas turísticas.


Pero la pregunta concreta sería, los bogotanos realmente conocen Cundinamarca? y mejor aún, los cundinamarqueses conocemos nuestro departamento?

En pasados días llamé a varias agencias de viajes muy reconocidas para pedirles asesoria sobre sitios fuera de Bogotá para ir a comer, acampar, pasar un día de sol o realizar cabalgatas pero que fueran en CUNDINAMARCA.

Inicialmente me recomendaron ir a comer a CHIA (donde sin duda hay excelentes restaurantes), o pasar un fin de semana en tierra caliente en Girardot o Melgar ( desconociendo que este último no pertenece a Cundinamarca), o ir a conocer la mina de sal de Zipaquira o Nemocon pero la verdad ninguna tenia información suficiente, esto sin contar que solo existen 6 páginas en la internet con supuesta información turística del departamento pero lo máximo que tienen son la programación de ferias o uno que otro sitio de interés. Finalmente y luego de hacer 5 llamadas más opte por llamar a la secretaría de Turismo de la Gobernación donde una funcionaria me comentó que efectivamente sí existe una agencia de viajes con planes de Cundinamarca y me dió el numero telefónico.

En esa agencia me contesto una funcionaria muy atenta quien al parecer es especializada en deportes extremos ya que los únicos planes ofrecidos fueron de rafting y rapel complementados con cabalgatas y caminatas en Tobia o Nimaina , realmente fue lo mas cercano a lo que buscaba pero si no es por el contacto de la gobernación sería imposible contactarlos ya que no poseen pagina virtual o siquiera anuncios en directorios.

Pero me surgió una gran preocupación y es que si nuestro departamento tiene 116 municipios y solo se promocionan o conocen más o menos 10 que pasa con los otros 106?

Analizando más a fondo encontré que todos nuestros municipios tienen diferentes atractivos desde caminatas, pistas de ciclomontañismo, de aeromodelismo, deportes extremos, fincas temáticas cafeteras y paneleras, termales, paramos, lagunas, parques naturales, hoteles de todas las categorías, festivales de bandas etc.

Cada cual trata por su lado de promocionarse con páginas virtuales que muy poca gente consulta, con carteles manuales pegados en postes de luz en Bogotá o uno que otro volante pero la mayoría se promociona con los contactos personales o el famoso voz a voz.

Estamos desaprovechando los casi 8 millones de habitantes que tiene Bogotá donde cada fin de semana hay gente que desea salir de paseo en familia, conocer nuestro departamento, acampar o simplemente descansar un poco de la congestión citadina.

Es por lo anterior que todos los proveedores que tienen que ver con productos turísticos en Cundinamarca de manera privada o en asocio con la gobernación o con el viceministerio de turismo deberían crear una oficina de promoción y fomento turístico que haga un inventario turístico real de cada municipio, lo organice por tipo de turismo, creé un portafolio novedoso pero muy amplio, diseñe y monte una pagina virtual única y exclusiva para promocionar todos esos atractivos , arme paquetes con o sin transporte, permita pagos virtuales, ayuda y comunicación en línea. Esta página debe ser tan amigable que cualquier usuario encuentre al detalle todo su recorrido incluyendo mapas georeferenciados, distacias, peajes, fotos, videos etc. y todo complementado con una central de reservas telefónica para consultas complementarias o coordinaciones adicionales.

Esta oficina debe tener todo el acompañamiento y respaldo de los alcaldes quienes deben ser los clientes No 1, también debe tener un departamento de mercadeo interno para hacer seguimiento a los productos ofrecidos, control de calidad y búsqueda de nuevos servicios y uno externo que se encargue de promocionarlo y divulgarlo en la diferentes agencias de viajes, en los eventos turísticos a nivel nacional y por que no internacional, también de capacitar a los asesores de viajes , organizar viajes de familiarización para que ellos conozcan y ofrezcan con mayor seguridad el departamento y hacer una campaña agresiva en toda clase de medios virtuales, escritos, radiales y de televisión promocionando dicha página.

Este proyecto tendría una inversión inicial pero seria autosostenible en el tiempo si se crean “micrositios virtuales” para todos los proveedores y que de manera muy económica sean ellos mismos quienes se presenten e inviten a visitarlos, suban fotos y videos con las descripciones detalladas, además de los banners publicitarios y la minima comisión que se generarían por cada servicio reservado y cancelado por este medio.

Para la realización de este proyecto es necesaria la voluntad política y económica del sector oficial y privado ya que son los puntos claves que estancan o catapultan cualquier proyecto.

Invito a todos los amigos cundinamarqueses a que lo reconsideren, analicen y seguramente organicen y entre todos convirtamos a CUNDINAMARCA en un gran atractivo turístico.