Momentos de terror vivieron 10 empleados que fueron tomados como rehenes en el asalto a un call center en Bogotá. A una empleada la tocaron y le subieron la falda.

El hecho ocurrió en el norte de Bogotá donde funciona un call center. Lo que aseguran testigos es que un delincuente timbró, se hizo pasar como paciente e ingresó, porque en el mismo edificio funciona un centro de salud; luego entraron al menos siete ladrones.

Para leer: Delincuentes hacen pedidos para robar a domiciliarios en Bogotá

Una vez adentro, los delincuentes amenazaron con armas de fuego a los trabajadores del call center, los retuvieron, los robaron y los agredieron, y como si fuera poco, a algunas mujeres les hicieron tocamientos indebidos y a una de ellas le alzaron la falda.  Las víctimas aseguran que les quitaron plata, joyas y celulares.  

Por fortuna, uniformados del cuadrante llegaron al lugar, pidieron apoyo y lograron capturar a cuatro delincuentes, entre ellos una mujer, y recuperar gran parte de los elementos y dinero hurtados. Uno de los ladrones resultó herido al caer del techo y romper un vidrio cuando intentaba escapar.

Los capturados fueron presentados ante la autoridad judicial competente.