Doble robo a familia que llegó a almorzar a Bogotá

Primero les hurtaron el carro y elementos por más de 50 millones, luego fueron estafados al intentar recuperar el vehículo. Así ocurrió el robo a familia que llegó a almorzar a Bogotá.

Papá y dos hijos llegaron de Cota, Cundinamarca, a Bogotá para almorzar en un restaurante de Suba (calle 174 con carrera 48). En una bahía diagonal al negocio de comida estacionaron su camioneta, una súper Carry 2007 color azul, de placas BSZ 607, con sus elementos de trabajo.

Lo que aseguran es que el carro siempre estuvo a la vista, incluso cuando fueron a pagar el almuerzo aún se veía, pero de un momento a otro apareció un carro que les quitó la vista y en cuestión de minutos les robaron el vehículo con los elementos de trabajo en su interior.

La familia asegura que, además del carro, les robaron las máquinas de limpieza con las que trabajaban, entre ellas una de vapor que está avaluada en $40 millones.

Pero el robo no paró ahí. Aseguran las víctimas que cuando estaban en la bahía desesperados por lo sucedido, se les acercó un supuesto domiciliario y les pidió el número telefónico para avisar si él llegaba a ver el vehículo. Minutos después, don César recibió una llamada de los presuntos delincuentes donde le pidieron tres millones de pesos para devolverles el carro y las máquinas de vapor.

En medio del desespero y la confusión, don César les consignó 700 mil pesos por Nequi con la ilusión de recuperar su vehículo, pero todo resultó un robo redondo.

Lo grave es que esta familia de Cota, Cundinamarca, trabajaba en este vehículo y con las máquinas que les robaron, y ahora se quedaron completamente en la calle.