Tras recibir el ascenso a Brigadier General, el comandante de la Policía Cundinamarca, coronel Fabio Alejandro Castañeda Mateus, se traslada a la capital del Valle luego de 27 años en la institución y cerca de cuatro en el departamento.


Castañeda Mateus fue ascendido a Brigadier General el pasado miércoles 7 de diciembre, en ceremonia realizada en la Escuela de Cadetes de la Policía General Santander, en donde recibió las insignias de su nuevo cargo y el bastón de mando de manos del presidente Juan Manuel Santos.

En su reemplazo llegará el coronel Flavio Mesa, comandante de la Policía del Huila, quien a partir del 15 de diciembre tendrá la responsabilidad de vigilar y garantizar la seguridad en Cundinamarca.

El hoy Brigadier General Castañeda fue llamado en noviembre de 2010, junto a cinco coroneles más, por el entonces Ministro de Defensa Nacional, Rodrigo Rivera Salazar, y el Cuerpo de Generales de la Policía Nacional, quienes luego de un proceso de selección basado en el humanismo, escogieron a seis Coroneles para ascender al grado de Brigadier General, cuyos nombres fueron notificados mediante un llamado público, abierto y en presencia de personal subalterno.

Con el propósito de asegurar mayor eficacia en los resultados y un mejor desempeño en el marco de la nueva Política de Seguridad Ciudadana, el Gobierno Nacional creó el Curso Estratégico en Seguridad Pública (CESEP), que se suma al tradicional Curso Integral de Defensa Nacional (CIDENAL), los cuales aplicaron como requisitos fundamentales para llegar al nuevo grado.

El Brigadier General Fabio Alejandro Castañeda Mateus es además Administrador de empresas, especializado en Gerencia de Recursos Humanos y Administración de la Educación; egresó como Subteniente el 1 de diciembre de 1984, y desde entonces ha desarrollado su actividad policial en los departamentos de Sucre, Arauca y Vichada, la Metropolitana de Bogotá, Dirección de Antinarcóticos, Inteligencia, Dirección de Carabineros y Seguridad Rural, así como en la Escuela de carabineros “Gabriel González” y “Escuela General Francisco de Paula Santander”, entre otros.

Su gestión policial le ha merecido cerca de 141 felicitaciones y reconocimientos otorgados por el Gobierno Nacional, el alto mando institucional y las autoridades civiles.

Castañeda entrega al nuevo Comandante de la Policía de Cundinamarca un departamento seguro, confiable y libre de frentes guerrilleros, en tareas conjuntas que desarrolló con las brigadas del ejército.