Esta serie dirigida por Jaime Osorio y Juan Carlos Beltrán, es protagonizada por Róbinson Díaz, Sandra Reyes, Jorge Cao, Luis Fernando Hoyos, Roberto Cano, Alma Rodríguez y Claudia Moreno, en una historia escrita por Mauricio Miranda. Los guiones y personajes de El laberinto fueron creados por el fallecido libretista, quien dejó pincelada hasta la última línea de este drama, que contiene las dosis exactas de riesgo y pánico, conjugados con explosiones, choques automovilísticos y persecuciones.


torniquetes-.jpg

El laberinto, coproducción de Caracol Televisión y Sony Pictures Television, trae de nuevo a la pantalla el género del misterio y la acción. Esta mega producción, es la esperada continuación de La mujer del presidente, serie que dejó altos índices de audiencia y que marcó un antes y un después para las historias de suspenso en Colombia. “Esta nueva serie retoma hechos de la vida de Carlos Alberto Buendía, sin embargo no es necesario haber visto La mujer del presidente para entender esta impactante historia que está enfocada en la lucha de Buendía por salvar a su familia”, afirmó Róbinson Díaz, protagonista de la serie, quien vuelve a interpretar el papel que lo consagró como uno de los grandes actores de la televisión latinoamericana.

“El resultado son capítulos que no dan mucho tiempo para respirar, llenos de tensión y personajes estratégicamente construidos”, afirmó Darío Vanegas, uno de los libretistas, quien finalizó los ajustes en los diálogos junto con Margarita María Londoño y Mauricio Guerra.

El laberinto fue trabajado a dos unidades con cerca de 100 personas, integrando un equipo humano con experiencia en cine y televisión. “Manejamos la óptica de cine que a diferencia de la de video, nos genera una sensación visual más realista”, dijo Diana Bustamante, productora general.

En cuanto al casting, se seleccionaron uno a uno a 350 actores para los roles importantes y medianos, logrando con esto elevar la calidad artística. Igualmente la búsqueda de locaciones fue intensa, pues se grabó 100% en exteriores en escenarios de Bogotá, La Calera, Mosquera y Girardot.