Así se puede resumir la situación que vive actualmente el barrio Villa Luz, que en los últimos meses ha visto cómo su sector se ha convertido en el ‘albergue’ del hampa, los drogadictos y los habitantes de la calle de esta parte de Soacha.


Sumado a la falta de alumbrado público y todas las carencias que presenta esta comunidad, la inseguridad se convierte en una delicada problemática que afecta sensiblemente la calidad de vida de estas personas, quienes se ven obligadas a convivir con estos individuos, que sin darse cuenta, ahora son sus ‘nuevos vecinos’:

“Acá tenemos el problema de los drogadictos, al interior del barrio hay focos de distribución de sustancias, que vienen hasta la parte central aumentando con ello los hurtos y los atracos. A nosotros mismos nos ha tocado tomar medidas, pues la presencia de la Policía es insuficiente y la verdad cada vez se ven más delincuentes que hacen nula cualquier acción de contrapeso que podamos tomar. Estos sujetos en su mayoría no pertenecen a Villa Luz, sino provienen de otros barrios como Compartir, Ducales, Paseo Real y Ciudad Latina, todos llegan de allá a delinquir en nuestro sector”, explicó Arturo Quintero, habitante de Villa Luz.

Según Quintero, el problema que más se presenta es el atraco a los niños, a las mujeres y a todos aquellos que madrugan al paradero de Compartir para tomar transporte, al igual que quienes llegan de laborar en las noches. Adicionalmente, apunta que la situación se ha agudizado en las últimas semanas y precisa que a pesar de que ‘algo han hecho las autoridades’, nada ha sido suficiente porque hace falta más apoyo, pero advierte además que la Fuerza Pública no cuenta con la capacidad suficiente para reaccionar ante la delincuencia.

“En la noche permanecemos en la oscuridad, por lo tanto los consumidores de estupefacientes se refugian acá para cometer sus actos. Basta con darse una vuelta por la parte trasera del barrio para encontrar a grupos de jóvenes y adultos totalmente ‘consumidos’ por el vicio, además he notado que los comerciantes de esa parte se están convirtiendo en cómplices de esa irregularidad. Es posible que estos sujetos vengan de otros barrios, pero también es cierto que muchos de los residentes los están acolitando y nadie en absoluto está haciendo nada para actuar en contra de esto”, expresó Miguel Ruano, vecino del sector.

Blanca Gaitán, Coordinadora del Comité de Seguridad de Villa Luz, calificó como ‘inaudito’ el hecho de que hayan niños que estén consumiendo drogas desde pequeños, lo cual (señaló) está influyendo en que existan ‘muchas ollas’ en el barrio, de las cuales han detectado cuatro: “La Fuerza Pública no alcanza a copar toda la demanda que hay en el Municipio, cada que se presenta un requerimiento les toca hacer desplazamientos muy largos y ante eso no se puede lograr mucho. Ahora, muchos de los vecinos prefieren callar, bien sea por temor o porque no confían en la Policía. Los delincuentes vienen de otros sectores, el 50% de los ‘ñeros’ que tenemos en el barrio ha llegado de los barrios cercanos y la gente se ha venido quejando porque cuando madrugan los roban y les sacan armas blancas. Para rematar hemos visto a unas ‘señoritas’ que frecuentan nuestra comunidad para atracar a las personas que pasan por ahí”, resaltó Gaitán.

Finalmente, la Coordinadora de Seguridad afirmó que la falta de alumbrado público es un ‘aliciente’ que permite que en las casas que están sin construir y los lotes baldíos se refugien estos individuos y con ello se ‘abone el terreno’ para que estén al acecho de cualquier persona, o salten las tapias para ingresar a las viviendas y se roben lo que encuentren al interior de estas.

“Lo de Villa Luz es sólo una muestra más de las severas deficiencias que presenta Soacha en materia de orden público, teniendo en cuenta que existe un enorme déficit en el pie de fuerza que debe cuidar una ciudad como esta y que a pesar de que hace poco más de un mes fue inaugurada la que es considerada la ‘mejor’ Estación de Policía del país, aún se ve remota la llegada de más hombres que refuercen la seguridad en Soacha”, recalcó doña Blanca.

La pregunta que se hacen muchos de los ciudadanos es: ¿por qué se hizo tanto ‘espectáculo’ con la inauguración del Comando de Policía sin tener garantizado el aumento de Pie de Fuerza, que era lo que verdaderamente daba importancia a la construcción de esta obra?,
¿Qué dicen las autoridades?

Ver también: 5119