Accidentalmente se rompió un tubo de los que conduce el gas natural a las viviendas del conjunto Alameda de San Ignacio. El fuerte olor está afectando a la comunidad.

Habitantes de este conjunto residencial hicieron un llamado a la empresa Gas Natural para que de inmediato envíe una cuadrilla de operarios a reparar el daño y evitar una posible emergencia.

“El tubo se rompió a eso de las 9:45 de la mañana de este viernes y de inmediato se cerraron registros y válvulas, pero el fuerte olor persiste y le está haciendo daño a la comunidad”, dijo una de las líderes del conjunto.

Según la versión de la comunidad, el tubo se rompió accidentalmente por obras que se realizan en una vivienda del conjunto, por eso hacen el llamado urgente para que la empresa repare el daño en el menor tiempo posible.