El vehículo hace parte del equipo logístico de un contratista de la Secretaría de Salud, encargado de apoyar la distribución de insumos de vacunación contra el COVID-19.

El vehículo color azul fue robado este martes sobre las 7:30 de la noche, y desde ese mismo momento la Policía Metropolitana inició con un operativo para dar con el paradero de la camioneta en la que iban 10 cajas térmicas destinadas a almacenar las vacunas, pero sin los biológicos en su interior.

La policía informó que el contratista salió desde una bodega de despacho en el barrio San Fernando. Cuando estaba cerca de su vivienda, fue abordado por delincuentes que lo intimidaron y golpearon con armas de fuego.

El asalto al vehículo sucedió en la calle 74A con carrera 60, noroccidente de Bogotá, y la camioneta no tenía escolta porque esta es reservada para el transporte de vacunas.  

Diferentes especialidades de la policía como la Sijín, la Sipol y el Gaula hacen un barrido cuadra a cuadra para dar con el paradero de la camioneta y de los delincuentes que la hurtaron.

«Lamentamos el incidente que tuvo el operador logístico, la policía de Bogotá está al frente», finalizó la alcaldesa Claudia López.