La alcaldesa de Bogotá, Claudia López, confirmó que no entrará en vigencia la medida que había anunciado hace unos días de  no cobrar servicios públicos domiciliarios a ningún estrato en la capital durante un mes (20 de marzo al 20 de abril).

«Mi propuesta era: estos 23 días de cuarentena descontémoslos de la factura que les va a llegar en mayo. El presidente me dijo déjeme lo estudiamos porque si lo hace en Bogotá toca hacerlo en otras partes del país, veamos que se puede hacer», afirmó.

La mandataria comentó que ya tuvo un diálogo con el presidente Iván Duque sobre el tema, y se decidió que solo se beneficiará a los estratos 1 y 2 porque no alcanzan los recursos para abarcar a toda la ciudad.

«Concluyó que no se puede dar ningún apoyo al estrato 3, que no lo ven viable, que sería difícil en otras ciudades, entonces que solo van a dar apoyo al estrato 1 y 2, pero nadie más porque no alcanza la plata»,  indicó.

Destaca que al menos se aplique para los estratos 1 y 2. «Mejor algo que nada, solo que en Bogotá por lo menos en estrato 3 hay clase media, una que puede y otra que es muy vulnerable».

Dijo que el mandatario no lo permitió porque si se hacía en Bogotá debía aplicarse a todo el país y el dinero no alcanza. «El presidente tiene unas dificultades nacionales distintas a las que tiene Bogotá. Él quiere tomar medidas que sirvan a todos por igual. Mi sugerencia fue a los que podamos, déjenos y dijo que no porque se genera un mal precedente si no se hace con todos», agregó.

«Teníamos miles y miles de hogares con servicios públicos suspendidos por falta de pago, a costo de la Alcaldía decidimos reconectar a todos los hogares que tenían suspendidos sus servicios para que nadie se quede sin cuarentena», indicó.

López admitió que tomar cada decisión ha sido difícil y que la siguiente que se toma es aún peor, pero son conscientes que hay que tomarlas de manera oportuna. «Teníamos que haber cerrado el aeropuerto mucho antes y por eso Bogotá tiene la tasa más alta de contagio».

Tomado de la FM