Perros, gatos, gallinas y aves de ornamentación, no se podrán mantener, comercializar ni dar en adopción en ninguna de las plazas de mercado tanto públicas como privadas situadas en el Distrito. Así lo establece el acuerdo 801 expedido por el Concejo de Bogotá y sancionado por la alcaldesa Claudia López, en febrero pasado.

Para la concejal animalista, del Partido Verde y autora del acuerdo, Andrea Padilla Villarraga, “la medida pone fin a uno de los peores escenarios de maltrato animal y de insalubridad en la ciudad. La compra y venta de animales vivos no solo viola los principios más elementales de bienestar animal por las condiciones inhumanas en las que son mantenidos, sino que pone en riesgo la salud de la gente, por el fenómeno de contaminación cruzada”

Según la concejal: “La Administración Distrital, a través de la Secretaría de Gobierno, ha establecido que quienes sean sorprendidos comercializando con animales vivos, se les impondrá una multa de entre 4 a 32 salarios mínimos diarios legales vigente (entre $200.000 a $900.000) y si se reincide, suspensión temporal o definitiva de la actividad económica.”

Informa Andrea Padilla que: “El Instituto Distrital de Protección y Bienestar Animal –IDYPIBA- se quedará con los animales incautados y además deberá adelantar campañas de sensibilización y concienciación sobre las enfermedades genéticas, congénitas y hereditarias, que son susceptibles de padecer animales de algunas razas de especies domésticas de compañía con el fin de desincentivar su reproducción, comercialización.”

Puntualiza la concejal animalista: “Al Instituto para la Economía Social –IPES-, le corresponde implementar alternativas de sustitución económicas para las personas que comercialicen animales vivos en dichos centros de acopio; para esto, la Secretaría de Desarrollo Económico hizo los traslados presupuestales por 300 millones de pesos para apoyar esta iniciativa. Los establecimientos de comercio que estén legalmente constituidos podrán acogerse a la oferta del gobierno distrital. De hecho, ya se han concretado 23 procesos de reconversión económica y faltarían algo más de 20 locales comerciales pendientes de este proceso en las plazas del 20 de Julio, Kennedy y principalmente de El Restrepo.”

La Secretaría de Gobierno, en cualquier momento a partir de la semana entrante, iniciará con los operativos pertinentes.

“Quienes van a tener un trabajo muy arduo son los funcionarios de las alcaldías locales, porque tendrán que desarrollar operativas constantes junto con la policía y el Instituto de Protección Animal. Ellos tienen esa facultad porque desde el concejo se las concedimos. De manera que esperamos que haya mucho decomiso de animales y sanciones para quienes infrinjan el acuerdo”, finalizó la concejal de la Alianza Verde, Andrea Padilla.

Fuente: Prensa IDPAC
Fotografìa Kienyke