Denuncian falta de planeación en las obras, por eso habitantes aseguran que en Soacha están encerrados por obras del Acueducto

Habitantes del sector San Rafael en Ciudadela Sucre Soacha, dicen sentirse encerrados en sus barrios por la falta de planeación de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá.

Según los habitantes del sector San Rafael, la tranquilidad de sus vidas se ha visto afectada por la falta de planeación y organización de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá, debido a las obras que viene adelantando en la zona desde hace más de un año.

Cabe resaltar que la comunidad está de acuerdo con las obras y manifiesta no oponerse el desarrollo, sin embargo, expresa que no ha habido una adecuada planeación, que los contratistas rompen múltiples cuadras sin dejar vías de acceso, lo que ocasiona problemas en la movilidad.

Frente a esto, José Alirio Alfonso, uno de las personas residentes del sector, dice: “Los carros están guardados en los parqueaderos y no hay cómo sacarlos, ya se han presentado emergencias de salud y ha tocado ingeniárselas para movilizar a los enfermos; adicionalmente el comercio también se ha visto afectado, ya que no tenemos forma de ingresar los productos”. Y aclara que este problema de movilidad se presenta porque los contratistas cierran las vías de un momento para otro sin avisar y sin adecuar vías alternas. 

Mauricio Peña, también habitante de la comunidad, manifiesta que otra problemática que se ha presentado a raíz de las obras es que la tubería que ellos tenían era de 12 pulgadas y la empresa redujo el tamaño, y esto ha ocasionado que cuando llueve fuertemente las tuberías se rebosan y las casas presentan inundaciones.

Asimismo, genera preocupación en los residentes del sector, no tener fechas claras sobre los arreglos de los frentes de sus casas, pues manifiestan que cada familia aportó para la pavimentación de los frentes $550.000 y no quieren que eso se pierda, pues según ellos los contratistas rompen las cuadras y no se sabe cuándo las vuelvan a arreglar.

En suma, la comunidad manifiesta que en diferentes ocasiones  se han dirigido a los puntos establecidos por la Empresa de Acueducto y Alcantarillado para exponer la problemática, pero hasta el momento no han tenido respuesta, por lo que piden a  la administración municipal y a la Empresa de Acueducto y Alcantarillado que no sean tan permisivos con los contratistas, que se establezca  la debida señalización y que se exija el Plan de Manejo de Transito (PMT), para mitigar los daños a la comunidad.

Por Sary Tovar