Así lo aseguró una familia bogotana que se desplazaba en la madrugada de este viernes por la avenida de las Américas cuando fueron atropellados por un vehículo de alta gama.

De acuerdo a los miembros de la familia, ellos se desplazaban en su vehículo a la altura de la carrera 67 con avenida Américas cuando fueron chocados por un BMW conducido por un presunto funcionario de la Fiscalía y quien al parecer estaba en estado de alicoramiento, al igual que las personas que lo acompañaban.

En el choque resultaron dos miembros de la familia lesionados, al igual que uno de los ocupantes del vehículo de alta gama.

Aunque las autoridades aún no confirman si efectivamente en el BMW viajaban miembros de la Fiscalía, los involucrados aseguran que sí, incluso dijeron que, tras el accidente, el conductor del carro que originó el choque sacó un arma de fuego del vehículo y se la entregó a otra persona que se subió en un taxi, aunque la policía logró interceptarlo más adelante.

Si bien el choque no fue de gran magnitud y por fortuna las lesiones de los involucrados no son graves, los afectados cuestionaron el hecho de que funcionarios de la Fiscalía se desplacen en estado de alicoramiento por las avenidas de la ciudad.