Canchas llenas de jóvenes, tiendas a puerta cerrada vendiendo licor, billares abiertos, aglomeraciones en la calle y hasta trancones en las vías, fueron algunos de los hechos relevantes el fin  de semana en Soacha durante el Toque de Queda y la Ley Seca.

Este medio recorrió varios lugares de la ciudad y la generalidad fue gente en la calle, concentración de personas en diferentes lugares y hasta reuniones sociales sin las medidas de bioseguridad como el uso de tapabocas y el distanciamiento social.

Las autoridades no entienden por qué hay personas que se resisten a acatar las medidas que se toman en medio de una situación crítica de salud pública por la pandemia del Covid, la misma que ha contagiado a 248.976 personas y  ha cobrado la vida de  8.525 seres humanos en el país.

En el caso de Soacha y de acuerdo al aislamiento ordenado por el Gobierno Nacional, se  han venido implementando varias medidas como el Toque de Queda y la Ley Seca, las mismas que son acatadas por la mayoría, pero que también  son violadas por muchas personas que ponen en riesgo su propia vida y  la de sus familias.

“Aquí no existe el Toque de Queda porque todo el mundo sale a la calle sin problema. Miren ese parque como está de lleno, gente jugando, papás con sus niños en bicicleta, otros montando en patineta, en fin, y si bien no he visto un policía, creo que es más cuestión de responsabilidad y autocuidado”, sostuvo una residente de San Mateo.

El fin de semana llegaron reportes de Compartir, Hogares Soacha, Portalegre, Ciudad Verde, Rincón de Santafé, Cazuca (Villa Sandra), Ciudadela Sucre, parque de San Mateo y centro, sitios donde se evidenció indisciplina social y violación al Toque de Queda y Ley Seca.

“En Portalegre hay una casa donde venden licor y aunque la policía ha venido, no les hace nada. Es en la calle 19 con carrera 12, se supone que estamos en Ley Seca y ahí nadie respeta, se la han pasado bebiendo todo el fin de semana”, aseguró un residente de este barrio del centro de Soacha.

Pero, ¿qué dicen los implicados? Aunque la mayor parte no se atreven a hablar, algunos de los que violan la norma lo hicieron  y dieron sus razones de estar en la calle. “Nosotros somos jóvenes y estamos jugando sanamente para desaburrirnos del encierro, la verdad pienso que no tienen por qué tomar medidas tan drásticas cuando llevamos cuatro meses en la casa sin hacer nada, deberían preocuparse más por programas de apoyo a la gente y que tengamos empleo ”, dijo un joven de Compartir.

“Voy a hacer una diligencia allá abajo, además voy con mi tapabocas y sola para no contagiarme”, aseguró Lina, una transeúnte de la carrera séptima de Soacha.

“Yo estoy en la calle porque necesito trabajar y llevar la comida a mi casa, además lo hago con todas las medidas del caso”, dijo María Castillo, vendedora de tinto y empanadas.

Y aunque cada uno tiene una excusa y muchos salen a violar las medidas, también hay una mayoría que las acata y que insiste en que el comportamiento debe ser más responsabilidad individual  que de las mismas autoridades. “Es que no se le puede poner un policía a cada persona, por eso  invito al autocuidado y al autocontrol para que le ganemos la batalla al coronavirus”, finalizó el alcalde Juan Carlos Saldarriaga, en una entrevista reciente a este medio.

Fotos: cortesía, calidad original