Residentes del barrio La Capilla, de la comuna cuatro de Soacha,  llamaron la atención de la Policía y del mismo alcalde municipal por la ola de atracos y robos que se vienen presentado en el sector.

 Coincidencia o no, lo que dicen los habitantes es que en plena campaña electoral las autoridades estaban más atentas y los robos y atracos disminuyeron, pero aseguran que este año la inseguridad está disparada.

“Queremos  hacer un llamado de atención al señor alcalde Saldarriaga porque esta zona está muy olvidada en su totalidad, especialmente en seguridad. Hay robos continuos con armas blancas y de fuego, pago de vacunas, etc. En servicios públicos el agua  falla mucho, pero las facturas sí llegan demasiado elevadas”, dijo Julieth Gutiérrez, residente de La Capilla.

Otro residente llamó la atención de  la Policía y dijo que a pesar de tener la estación cerca, los uniformados hacen rondas con poca frecuencia. “Hay días que son hasta cinco robos, lo que significa que la inseguridad está disparada”, sostuvo.

Precisamente uno de los residentes de La Capilla narró un hecho que sucedió recientemente: “Hace unos  días, a plena luz del día,  3 mujeres y un hombre robaron a  una joven mamá  que iba  con un bebé de brazos;  al día siguiente nuevamente roban a dos mujeres, las botan al piso boca abajo y  les roban  el celular y los tenis,  por suerte pasa un señor en carro y las ayuda”, dijo. Lo cierto es que los residentes de La Capilla coinciden en asegurar  que la delincuencia está disparada y le insistieron al alcalde Saldarriaga que coordine acciones con la Secretaría de Gobierno y la Policía para atacar los focos de inseguridad, incluso los ciudadanos se ofrecieron a trabajar de la mano con las autoridades.