Es posible que el nombre de Ignacio Castellanos Anaya no sea muy conocido en Soacha y más aún si se trata de un hombre con una condición de discapacidad, pero al hablar del nuevo Secretario de Educación, quizá las cosas cambien.


Así es. A raiz de la salida de Segundo Abel Suárez de la Secretaría de Educación, el alcalde Ernesto Martínez llamó al abogado con maestría en derecho económico, Ignacio Castellanos Anaya para que lo reemplazara. Este bogotano, profesional en derecho y que recientemente se desempeñó como asesor del despacho de la Contraloría General de la República, asume el cargo en medio de un escándalo generado por el tema de matrículas.

fides-2.jpgEs un hombre de origen campesino, criado en el seno de una familia muy humilde y que por cosas de la naturaleza nació con una discapacidad que le trajo algunos problemas durante los primeros años de su vida. Recuerda las dificultades por las que atravesó, no sólo por su condición especial, sino por pertenecer a una familia con pocos recursos económicos.

Sin embargo con el esfuerzo de sus padres y el deseo de superación propio, Ignacio Castellanos venció en gran parte sus dificultades físicas y económicas. Cuando terminó el bachillerato ingresó a la Universidad del Rosario a estudiar derecho y posteriormente hizo una maestría en derecho económico en la Universidad Javeriana.

Tiene gran admiración y un profundo sentido por lo social, y al preguntarle por qué lo hace, no vacila en contestar con propiedad y orgullo que obedece a su condición especial, a la diversidad funcional que lo acompaña desde que nació, pero que con dificultad y esfuerzo la ha venido superando. «Es una cuestión de integración a la sociedad que desde pequeño fue muy complicada, pero que gracias a Dios ya la superé y creo que es un deber que tengo con la sociedad, es decir, enseñar a partir de mi propia experiencia de vida», explicó.

car-1.jpgNo vacila en decir que se siente con un gran peso social, con el deber de trabajar por Soacha, por los niños, por la educación y por la sociedad en general. Piensa en aquellos menores que tienen alguna discapacidad y que seguramente son rechazados, aquellos que los miran y tratan distinto, en todos aquellos que no logran una interacción social… «Y saber que ya uno pasó por ahí, eso se convierte en un gran peso, el mismo que le permite a uno enseñar todo lo que aprendió para superar las dificultades, es contar todo lo que se ha logrado, y decir…Sí se puede, sí me puedo integrar , sí puedo ser competitivo. Que no me den trabajo por lástima, sino porque realmente soy bueno; y es importante que todos los niños de Soacha entiendan que es una manera de ganarse las cosas. El reconocimiento se obtiene a través del sacrificio, del trabajo y del estudio, hay que tener ambición en la vida, metas, resultados, en una palabra: no conformarse», concluyó.

Waw, por qué yo?

Fue lo primero que se le ocurrió cuando el alcalde Ernesto Martínez lo llamó y le propuso encargarse de la Secretaría de Educación. «¿Quién soy yo para que el alcalde me honrre con tan alto cargo?», se preguntó Castellanos Anaya. «Tengo unas condiciones que se necesitan en la Secretaría y voy a demostrar que el alcalde no se equivocó», explicó.

Una vez aceptó el cargo y analizó el entorno, manifestó que lo primero que encontró fue una tensa situación rodeada de rumores y comentarios, situación que lo obligó a analizar cada aspecto y empezar a revisar documentos para ‘empaparse’ de lo que realmente estaba pasando. Sin embargo en sus primeros ocho días al frente de la Secretaría, considera que le ha ido bien; «encontré un equipo humano bueno y estamos trabajando para que el concepto de educación cambien en Soacha, que sea transparente, honesto y que la gente entienda que la educación es un derecho que cada uno tiene como ciudadano».

25 de febrero: Plazo para recibir matrículas en colegios privados

Cuando Ignacio Castellanos Anaya recibió el cargo como Secretario encargado y observó que la página de matrículas en línea estaba lenta para cargar los datos, lo primero que hizo fue tomar dos medidas para contrarrestar la falla técnica:

1- Ampliar el plazo de matrículas

2- Contratar un Hosting más robusto para darle agilidad al proceso a través de la web.

En palabras del nuevo secretario, «hay 20 mil cupos para alumnos con subsidio educativo en los colegios privados, de los cuales van nueve mil, es decir, aún quedan once mil que inicialmente se piensan completar con estudiantes de continuidad».

En el sector oficial «ya se llenó la oferta de 58 mil niños, y en algunos casos puntuales todavía quedan algunos cupos». El secretario también se refirió a la posible liberación de cupos en el sector oficial, pero sólo en el caso que no sean utilizados.

En cuanto a la ampliación de cobertura dijo que «sólo se hará desde el grado cero y recalcó que obedece a que se le debe dar continuidad a la primera infancia. Inmediatamente se empezará con el grado décimo».

Finalmente el nuevo titular de la educación advirtió que los colegios privados que cobren por encima de lo estipulado en la resolución de costos, serán sancionados.

La prioridad, según el secretario, es que todos los niños de Soacha queden vinculados al sector educativo. Sólo así se dará la posibilidad de superar las dificultades y garantizar un municipio y un país diferente.