Con la donación de 16.800 adoquines por parte de la empresa Ladrilleras Santafé y 1.800 bultos de cemento dados por Cemento Argos S.A, la comuna cuatro de la ciudad está más cerca de salir del barro.

Cementos Argos S.A., Ladrillera Santafé y la Asociación de Industriales de Cazucá (AINCA) se han puesto las botas por la comuna cuatro.

Esta comuna es conocida por su población trabajadora, donde habitan familias desde hace 35 años, las cuales estaban acostumbradas al barro en sus calles y el olvido de anteriores administraciones. Por primera vez un alcalde ha proporcionado una importante inversión para llevar el progreso a los lugares más lejanos de la ciudad.

Precisamente, el alcalde Juan Carlos Saldarriaga resaltó la importancia de trabajar de la mano con los líderes para cambiar la imagen de esta comuna. “Estamos transformando la ciudad de la mano de la comunidad, mi compromiso es brindar acueducto, alcantarillado y adoquinamiento a 300 cuadras de aquí a diciembre. Estamos cambiando barrios y vidas con calidad”, mencionó.

Por su parte, Miguel Medina, líder del área de relación con la comunidad de Cementos Argos S.A, reconoció la importancia de trabajar en proyectos que permitan mejorar la calidad de vida de los ciudadanos.

“Hacer realidad sueños que transformen vidas es nuestra meta junto con la Alcaldía de Soacha, agradezco también a todos los vecinos de este sector que diariamente trabajan en equipo para sacar a la ciudad adelante”, señaló el dirigente.

Igualmente, Álvaro Díaz, líder del barrio La Meseta y beneficiario del proyecto de adoquín, agradeció esta donación que han realizado las empresas privadas, para que se continúe cambiando la cara de toda la montaña.

“Agradecemos al alcalde y a Argos por hacer esto posible y poner sus ojos en la comuna cuatro. Toda la comunidad tiene una felicidad inmensa por estas obras y seguiremos trabajando de la mano de la comunidad».

Con esta donación, la comunidad seguirá trabajando en sus calles, instalando tubería y adoquín, para ir eliminando paso a paso el barro con el que han tenido que vivir durante más de 35 años.

Actualmente hay 6 cuadras totalmente terminadas y 25 en proceso de adecuación, donde el alcalde Saldarriaga ha invertido más de $4.000 millones para tubería, lo que ha permitido beneficiar a más de 4.100 familias residentes en este sector.

La meta de la administración municipal es que la próxima Navidad sea una de las más alegres con calles adoquinadas, luces y unión de la comunidad, sin pisar el barro.