Un total de 55 estudiantes con inconvenientes de aprendizaje han mejorado su rendimiento académico y disciplinario, gracias al nuevo programa implementado por la Secretaría Educación.


Desde el pasado 28 de diciembre la Secretaría de Educación implementó con la empresa Neff, a cargo de la psicóloga Sandra Milena Quimbayo, un programa que tiene como objetivo potencializar las habilidades de estudiantes considerados con problemas disciplinarios y académicos.

El proceso inició con la socialización y sensibilización de docentes de la Institución Educativa Mayor de Mosquera y luego con un total de 55 estudiantes de este mismo colegio. Este proyecto de alfabetización funcional, digital y contextual usa la dinámica y el juego para captar la atención de los estudiantes logrando la concentración y el interés en las actividades académicas.

Omar Alberto Tapia, es un estudiante de 13 años que está en grado sexto y que hace parte de este proyecto. Él, reconocido como indisciplinado y con bajo rendimiento académico, ha sido uno de los estudiantes más comprometidos en el proyecto durante las tres semanas en las que el mismo se ha aplicado en la Institución Educativa Mayor de Mosquera.

Este y otros resultados comprueban que esta metodología de aprendizaje funciona y que los métodos conductistas y represivos, no son la estrategia adecuada para educar a niños y jóvenes.

El proyecto culmina cuando los estudiantes estén en el quinto de nivel del juego virtual que se aplica y formulen un proyecto de vida propositivo. Los líderes del programa harán acompañamiento con universidades para impulsar sus ideas.