En un documento enviado por la misma empresa a la Secretaría de Movilidad, se revela que la pandemia agravó la crisis de Transmilenio.

En el documento enviado al secretario de Movilidad, Nicolás Estupiñán, Transmilenio reveló las cuentas de ingresos y gastos durante el 2020, y aseguró que el déficit llegó a 1.9 billones de pesos.

En el 2020 ingresaron 1.13 billones de pesos entre el componente troncal y zonal, mientras que los costos del sistema alcanzaron 2.9 billones de pesos, logrando un incremento de 214% en el déficit económico.

Para este año se calcula que serán 2.4 billones de pesos. Cuando uno mira los costos operacionales, de los 18 operadores tan solo dos han tenido alguna reducción en sus costos”, señaló concejal de Bogotá, Emel Rojas.

Un tema clave para aumentar el déficit fue la disminución de pasajeros, que alcanzó cerca del 50% durante la pandemia de 2020 y se dejaron de recibir más de un billón de pesos en pasajes.

Durante años se ha hablado de proyectos que ayudarían a solventar la crisis. “Sacar adelante todos esos proyectos que se han venido estudiando desde hace varias administraciones relacionados con los cargos de congestión, cobros de estacionamiento y vía, cargos de estacionamiento en donde el vehículo particular se convertiría en una alternativa para poder inyectarle recursos de sostenibilidad al SITP”, señaló Edder Velandia, docente de la Universidad de la Salle.

Y para acabar de completar la crisis financiera, la alcaldesa de Bogotá, Claudia López, aseguró que no incrementará la tarifa del sistema para el 2021, lo que indica que por el lado de los pasajes no hay posibilidad de aumentar el ingreso del sistema.

Apoyo: noticiasrcn