Así lo denunció la presidenta de la Veeduría ambiental y de protección animal que funciona desde el pasado mes de abril en Soacha. Aseguró que la mala interpretación del Código de Policía está llevando a los ciudadanos a abandonar los animales, e incluso se han presentado casos de sacrificio.


perro-1.jpg

Adriana Hernández, presidenta de la Veeduría, dijo en Periodismo Público radio que la falta de educación y socialización adecuada del Código de Policía está llevando a ciertos propietarios y tenedores de estas mascotas a abandonarlas para evitar el pago de la póliza que exige la norma. Sin embargo sostuvo que se trata de un mal entendido porque en Colombia no existen aseguradoras para este fin.

La presidenta advirtió que lo único que debe hacer un propietario o tenedor de un Pit Bull es registrar la mascota en la Secretaría de Salud del municipio.

“El mismo presidente de Fasecolda dijo que en Colombia no existen pólizas de este tipo, además el Código habla de razas específicas y lo que hay en el país es una mezcla, no razas puras. Un perro potencialmente peligroso es cualquiera que ataque a una persona, entonces estamos antes una desinformación grande”, sostuvo.

Finalmente dijo que próximamente van a venir dos expertos mexicanos en educación y adiestramiento canino, quienes compartirán un proceso en Soacha.

Escuche la entrevista realizada a dos integrantes de la Veeduría ambiental y de protección animal: