Cerca de mil botellas de licor adulterado iban a ser comercializas en Bogotá, pero la Policía Fiscal y Aduanera las decomisó.

Mediante actividades de registro y allanamiento en la localidad de los Mártires de Bogotá, se desarrolló la verificación de un inmueble que contenía en su interior licor adulterado y materia prima para su elaboración.

Por tal motivo se procede a materializar la incautación de 953 botellas de licor adulterado de marcas nacionales y extranjeras, a su vez insumos secos para su presentación; con este resultado se evidencia el gran peligro que corren los consumidores al adquirir estos productos que están atentando contra su salud.

La Policía Fiscal y Aduanera hace un llamado a la ciudadanía para que, al momento de adquirir este tipo de bebidas alcohólicas, lo realice en lugares reconocidos, teniendo en cuenta las siguientes recomendaciones:

Verificar el estado de las botellas y que la tapa cuente con los sellos de seguridad, a su vez que la tapa presente la estampilla de Rentas Departamentales y que esta no presente rastros de pegamento o alguna situación que indique que han sido manipuladas. Igualmente que los precintos de seguridad se encuentren en buen estado y que las etiquetas no se encuentren puestas de manera artesanal, las cuales se pueden retirar fácilmente.

A su vez, observar el contenido de la botella, colocándola a tras luz y comprobar que no tenga ningún tipo de partículas como basuras, insectos u otro tipo de sustancias que indiquen que el producto no es auténtico y que no ha sido producido de la manera adecuada.

La Policía Fiscal y Aduanera invita a la ciudadanía a denunciar a través del número telefónico 3213942169 ó al correo electrónico polfa.anticontrabando@policia.gov.co, donde se tendrá absoluta reserva de la información.