En el conjunto residencial Vida Nueva se realizó una jornada de desarme con el apoyo de la Policía Nacional. Además se desarrollaron actividades para la comunidad como feria de servicios, jornada de belleza, pintucaritas y manicure, entre otras.


1--7.jpg

El mayor Edgar Correa, comandante de la estación centro, describió la actividad como una jornada de acercamiento a la comunidad. “Estamos acompañando a las personas en el sector salud, contamos con el apoyo de la empresa privada, nuestras unidades de prevención del cuadrante también están presentes, además de hablar con la comunidad sobre temas de seguridad y convivencia para mejorar las condiciones de vida de los residentes de este conjunto”, dijo.

Según el oficial, el acercamiento con la comunidad es permanente porque el cuadrante lo hace casi a diario. “Lo que hacemos con estas jornadas es afianzar y fortalecer ese vínculo, pero constantemente se realizan actividades preventivas y de control del delito”, agregó Correa.

La apuesta de la Policía con esta clase de actividades es que la comunidad tenga confianza en la institución, “que nosotros estemos con ellos y recibamos de buena fe la información que nos entreguen para que haya esa confianza entre la comunidad y la institución con el fin de generar canales de información que nos permitan conocer delitos y contravenciones del Código Nacional de Policía”.

Por su parte, el administrador del conjunto Vida Nueva, Leonidas Peñaranda, dijo que esta clase de programas benefician a los residentes. “Esto alivia un poco la economía familiar puesto que se está prestando servicios de belleza, peluquería, plan desarme, en fin. Además debemos reconocer que la Policía ha estado atenta y presta a darnos la seguridad y apoyarnos en convivencia”, finalizó.

4--7.jpg

2-2-3.jpg