Como resultado del proceso de articulación con el SENA, los estudiantes de este colegio de la comuna uno presentaron varios proyectos enfocados al desarrollo de software, robótica y videojuegos. Las propuestas tienen un alto grado de innovación, pensando en contribuir al mejoramiento de las labores domésticas y empresariales.


Cada uno de los mencionados proyectos son el resultado del proceso de formación como técnicos en cada una de estas áreas, realizado durante dos años por los ingenieros Wilson Quintero y Juan Carlos Moreno, instructores del SENA que trabajan en el convenio de articulación entre esta institución y el colegio.

La mayoría de las propuestas fueron enfocadas a los videojuegos y el desarrollo web, con una orientación hacia el suministro de servicios empresariales, sin dejar atrás los aportes a la optimización de las labores del hogar. El profesor Juan Carlos Baracaldo, Coordinador de la articulación SENA – Colegios, explicó:

“El programa de articulación con la media nació ya hace varios años, en Soacha estamos articulados con todos los colegios oficiales y un 75% de los colegios privados. La idea es que los muchachos tengan una opción de prepararse a nivel técnico para que una vez finalicen grado undécimo se les abra las puertas del mundo laboral, o puedan continuar en un proceso que se llama ‘cadena de formación’, es decir, que del nivel técnico puedan pasar al nivel tecnológico, o a la educación superior por medio de una carrera universitaria”.

Baracaldo agregó que uno de los objetivos de la articulación es promover la empleabilidad y el emprendimiento entre los jóvenes, con proyectos que tienen un alto potencial para convertirse en empresas o ser comercializados en el mercado. Así mismo, se busca que puedan participar en las convocatorias del Fondo Emprender para obtener patrocinio y financiación.

Por su parte, el Rector del colegio, Marco Fidel Núñez, señaló que la articulación con el SENA se da desde diferentes modalidades como programación de software, comercio internacional, análisis de muestras químicas, y análisis y registro de operaciones contables. “Hoy estamos viendo todo el trabajo y toda la dedicación de estos muchachos, el beneficio para la comunidad ha sido inmenso gracias a la integración que hicimos con el SENA. Estos son jóvenes que saben para dónde van y qué les espera en la vida. Ellos tienen la facilidad de vincularse al SENA para continuar con la fase tecnológica”, expresó el Rector.

A propósito de la muestra de proyectos, el profesor Núñez informó que hoy precisamente uno de sus estudiantes se encuentra participando en un concurso del orden nacional, en el municipio de Villeta. A este joven, el SENA lo llevó gracias a sus méritos en la programación de software. Adicionalmente, la experiencia que se ha tenido en este proceso ha permitido que varios alumnos hayan tenido hasta el momento un gran éxito laboral.

Por último, algunos de los estudiantes hablaron de sus proyectos y las particularidades de los mismos. Uno de esos proyectos fue el que lideró el estudiante Camilo Guerrero, quien junto a otros compañeros diseñó una ‘cortadora de papa’, que funciona a través de un lenguaje de programación:

“Nuestro proyecto es controlado por un lenguaje de programación llamado ‘Arduino’, nosotros fuimos al Tecnoparque para mejorar este proyecto pero en gran parte lo realizamos acá en el colegio. A través del código se programa la máquina y se controlan las variables de tiempo, además podemos determinar las velocidades y las direcciones de nuestra cortadora. Este producto se pude almacenar en cualquier lugar porque en todas las empresas se puede utilizar. Igualmente queremos que las amas de casa no se molesten tanto al hacer las labores del hogar, porque esta es una gran ayuda para ellas”, dijo Guerrero.

Otro proyecto fue ‘Videojuegos Laberint Cart’, elaborado por Juan Pablo Gómez y sus compañeros, en el cual se presenta un automóvil que debe cruzar un laberinto: “El objetivo de su creación fue generar actividad mental, pues esta clase de retos mentales no se ven normalmente en los videojuegos, porque en la actualidad sólo se muestran disparos y cosas por el estilo. El juego fue desarrollado con un software libre llamado ‘Lender’, mientras que los diseños fueron elaborados con ‘Malla 3D’. Este es el trabajo final del proceso formativo con el SENA, la culminación de todo lo que aprendimos. Nuestro propósito es terminar de patentar el juego, agregarle más elementos y tenerlo en físico para que se pueda probar en una consola de videojuego. También pensamos en sacar muchos proyectos más adelante”, concluyó Gómez.