En un ‘operativo relámpago’, adelantado por la Policía Nacional, se logró rescatar sana y salva a una mujer que había sido secuestrada horas antes en el municipio de Viani en el Departamento de Cundinamarca.


Un trabajo colectivo entre la Policia Nacional y la comunidad, permitió implementar un ‘PLAN CANDADO’, sobre las vías primarias y secundarias de los municipios de Viani, Bituima, Anolaima y Quipile, en donde se logró la captura de 4 sujetos y la aprehensión de un menor.

El cónyuge de la víctima informó a las autoridades en la estación de policía Viani, que en la vereda el Altillo vía San Juan-Bogotá, cinco sujetos los abordaron y los intimidaron a él y a su esposa con armas blancas, subiendo a la mujer en un vehículo y llevándosela con rumbo desconocido.

En el transcurso de una hora, la banda delincuencial, es ubicada, identificada y capturada en flagrancia cuando se movilizaban en un vehículo de marca Renault Simbol color beige, en el sector conocido como Corralejas, en la vía que de Vianí conduce a Anolaima.

Cuando uniformados adscritos a la estación de policía Anolaima identifican el vehículo, indican la señal de pare, la cual omiten los delincuentes, continuando su recorrido sin reducir la marcha; el personal policial mediante persecución logra interceptarlos nuevamente y llevar a cabo la requisa en donde se les haya dos armas blancas, las cuales al parecer fueron usadas para cometer el delito, también se les hallaron 07 teléfonos celulares y el automóvil fue inmovilizado.

El despliegue operacional de la Policía Nacional en el Departamento de Cundinamarca ha permitido la neutralización de 03 secuestros en lo que va corrido del año, esto gracias a la oportuna información de la ciudadanía, la cual mediante un trabajo interinstitucional de corresponsabilidad ha permitido la reducción de los índices delincuenciales.

Los capturados fueron dejados a disposición de la fiscalía 18 especializada de Bogotá para que respondan por el delito de secuestro simple, en donde deberán enfrentar una pena entre los 14 y 24 años de prisión.

El menor fue dejado a disposición de la policía de infancia y adolescencia del municipio de Facatativá para que responda por delito de secuestro simple.