Dijo que a los presos no les prendieron fuego, se quemaron por el calor extremo que generó las llamas. También aseguró que, al parecer, los mismos reclusos iniciaron el incendio.  

Carlos García, uno de los detenidos que se encontraba cuando el CAI San Mateo quedó envuelto en llamas el pasado 4 de septiembre, habló dentro del juicio disciplinario que la Procuraduría adelanta contra varios uniformados de la Policía.

Puede recordar: 11 heridos durante asonada y motín en estación de Policía de Soacha

El testimonio de García es el primero que se conoce públicamente sobre el incendio que dejó ocho personas muertas a raíz del incendio del CAI.  “No fue que nos hayamos prendido en llamas, eso fue como si se hubiera convertido en un horno porque el fuego siempre estuvo al frente, pero todos nosotros nos echamos hacia atrás y el calor fue lo que nos quemó”, aseguró.

Aunque García no señaló a la policía de haber prendido fuego al CAI, sí responsabilizó al patrullero Jorge Suárez porque no abrió la celda cuando se desató el incendio y desencadenó la tragedia que ya se conoce.  “No me acuerdo bien quién prendió candela, aunque un recluso al que llamaban ‘Pecueca’ estaba acurrucado con otros internos en el lugar donde se inició el fuego”.

El juicio disciplinario contra tres policías que se encontraban en el CAI San Mateo al momento de la conflagración continúa;  involucra al teniente César Augusto Martínez Fernández, subteniente Aleida del Pilar González Quiroz y al patrullero Jorge Eliécer Suárez Orduz.