Como un ejemplo nacional calificó el gobernador de Cundinamarca, Álvaro Cruz, la reducción de los homicidios en el departamento y el incremento de municipios donde no se presentan.


El Mandatario Departamental, explicó que algunas ciudades del país se ufanan en tener indicadores de 25 homicidios por cada 100 mil habitantes, Cundinamarca incluyendo a Soacha y Girardot, que cuentan con los indicadores más altos, se presentan nueve homicidios por cada 100 mil habitantes. “Este es un ejemplo nacional y de mostrar, y por eso he venido proponiendo que Cundinamarca debería ser el primer Departamento post conflicto”, declaró.

Igualmente, Cruz manifestó que la intolerancia y las riñas es lo que más afectan los indicadores de los índices de violencia en las ciudades. Sin embargo, -agregó el Gobernador- que comparativamente desde el año 2007 a la fecha Cundinamarca pasó de 25 municipios a 60 donde no se presentan homicidios. “La intolerancia y las riñas es lo que más afecta los indicadores de la violencia en las ciudades. Es de señalar, que del año 2007 al presente año, Cundinamarca aumentó de 25 municipios cero homicidios en los primeros nueve meses del año a 60 municipios, cero homicidios. Esto es un ejemplo a nivel Nacional”, sostuvo.