En vista de la escasa intervención del gobierno municipal, la mayoría de proyectos que se ejecutan en el barrio han corrido por cuenta de la comunidad y sus líderes, el trabajo mancomunado se utiliza como una herramienta que sobresale más que los problemas.


Problemas generalizados afectan a este barrio de la comuna uno, el más relevante sin lugar a dudas es la inseguridad que de manera indiscriminada se apodera de la tranquilidad de los soachunos. Villa Juliana no es la excepción, por eso se han realizado acciones que de algún modo repercuten en la disminución del problema. Una de estas acciones tiene que ver con la instalación de luminarias en las zonas contiguas al parque. Allí, gracias al aporte de la comunidad, se redujo notablemente el número de atracos que tenían más que preocupados a los residentes que transitan por este sector.

“Usted viene de noche y todo esto es clarito con tres luminarias de alta potencia, son del triple de capacidad que las normales, la gente voluntariamente se acercó a nosotros y nos brindó apoyo, ya fuera económico o de mano de obra, también se utilizaron recursos de la junta”, aseguró Jorge Luis Tique, presidente de la JAC.

“Esto se mejoró bastante, la delincuencia se ha disminuido en esta zona debido a este alumbrado público, esto genera más tranquilidad en la comunidad y uno que vive por acá lo nota porque antes sólo se escuchaban los gritos de las personas y cuando se salía a mirar no se podía ver nada y eso lo aprovechaban los ladrones”, explicó Hernando Triviño, residente de Villa Juliana.

De igual manera, se busca la alianza con la empresa privada para que con ayuda de esta, se adelanten otra clase de proyectos como lo es la construcción del salón comunal, debido a que se cuenta con el terreno ubicado también en el parque del barrio. Por el momento se tienen únicamente los cimientos, de ahí que para avanzar en las obras se busquen estas alianzas como estrategias de financiación:

“Lo importante de esto es presentarle propuestas serias y proyectos formales a la empresa privada, aún son muy reacias a apoyar a la acción comunal en vista de tantos inconvenientes que se han presentado en algunas partes, con nosotros han encontrado una junta muy seria y transparente en su gestión, manejamos cuenta de ahorros, declaramos impuestos e IVA, muy pocas juntas lo hacen aquí en Soacha”, complementó Tique.

Las empresas en mención que funcionan en el sector son la Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá (ETB), que tiene un terreno en Villa Juliana y estableció un convenio con la junta para realizar algunos aportes anuales a esta. Otra de las empresas vinculadas a esta gestión es Alfagrés, que ofrece el piso y las baterías sanitarias de lo que será el salón comunal que, según cálculos y estimaciones, se comenzará a construir el próximo año.

Una problemática que ha venido afectando a la comunidad se refiere al estancamiento de aguas negras que salen de las alcantarillas, un Concejal del municipio ha recibido las propuestas de la comunidad y ha hecho el llamado a la Empresa de Acueducto y a la Dirección de Servicios Públicos de la Secretaría de Infraestructura, quienes cada quince días deben llevar el vactor que destape y desaloje de manera eficiente el alcantarillado.

Los habitantes ven con buenos ojos la labor que se hace para destapar las alcantarillas, pero exigen una mejor solución en la que no tengan que esperar a que cada quince días el vactor sea quien mitigue los problemas de manera temporal:

“Le hacemos el llamado a la Alcaldía para que venga también y nos apoye, porque la situación se pone peor cuando llueve y estos son pañitos de agua tibia, hoy viene el vactor y hasta dentro de quince días vuelve, pero qué tal llueva mañana o pasado mañana”, dijo Laureano Chávez, añadiendo que comprende muchas necesidades en el municipio y por esta razón no se agilizan los procesos, pero solicita que se haga un máximo esfuerzo por que la administración optimice el material humano y físico disponible.