El próximo 18 de julio se dará inicio a esta nueva metodología que tiene como propósito modernizar el servicio y regular las recurrentes inconsistencias que se presentan al interior del mismo en lo referente al despacho de las rutas y la anarquía de los conductores al momento de cumplir con su deber.


Consejo+de+seguridad+cundinamarca

Consejo+de+seguridad+cundinamarca

El anuncio fue hecho por el Director de Transporte de Soacha Francisco Araque, quien explicó que luego de varias pruebas piloto ya se tienen listas las adecuaciones y las condiciones técnicas necesarias para poner en marcha esta estrategia, que como él mismo lo indica, además de modernizar y ejercer control sobre las empresas y los conductores, busca establecer cuál es la oferta y la demanda real tanto de pasajeros como de vehículos en el Municipio.

En primera instancia se va a disponer de despachadores debidamente uniformados, carnetizados y vinculados a cada una de las empresas transportadoras que hay actualmente en Soacha, los cuales tendrán la misión de operar los datáfonos instalados en cada terminal o paradero desde los cuales se efectuarán los despachos de los automotores, que de igual manera deben estar plenamente identificados. Cada conductor también tendrá un carné con un chip incorporado que guardará la información de estos.

“En la salida de cada paradero está el correspondiente despachador en los datáfonos, allí, ellos darán una ‘cartulina’ que servirá para hacer el viaje de ida, de manera que cuando se llegue al destino se reciba otra cartulina que será como el tiquete de regreso, lo que indica que hay que cumplir obligatoriamente con ese recorrido en las correspondientes rutas. Por ejemplo, si un vehículo sale de Compartir a cubrir la ruta Av. 68 Cll. 80, este en efecto tiene que llegar al sitio a fin de que pueda tener el punto de despacho para retornar a Soacha. En el evento en que no se cumpla, el sistema se dará cuenta y las empresas deberán comenzar a aplicar controles sancionatorios a aquel conductor que altere la ruta. La otra parte es policiva, vamos a hacer seguimiento a las cartulinas que cada conductor debe tener con la idea de verificar que no haya ninguna anomalía, de lo contrario se procederá a la inmovilización con llevada a los patios”, explicó Araque.

El Director agregó que ya existe una relación de colectivos y buses a través de la cual se podrá determinar cuántos recorridos está haciendo cada uno y con qué frecuencia los realizan, para que de esa manera (indicó) se establezca fácilmente si un vehículo está o no cumpliendo las rutas, “es decir que los que incumplan ya no podrán ir a hablar con el despachador para comprar un sello y tampoco podrán acudir a ninguna otra maniobra porque antes de eso los sancionaremos de inmediato. Esa responsabilidad corre por cuenta de la empresa, aunque si esta no cumple con ello habrá la necesidad de aplicar la parte policiva, para imponer los comparendos y las inmovilizaciones a que haya lugar”.

De otra parte, se contará con la presencia de inspectores de ruta que ayudarán a controlar cualquier anomalía que se pueda presentar. Cabe destacar que para hacer efectiva la puesta en marcha del Sistema se crearon dos operadoras donde están unidas varias empresas transportadoras. La primera de estas se llama ‘Soacha Nos Transporta’ (SNT) y la otra es ‘Unimos’, en estas se concentra (según Araque) prácticamente el 90% de los vehículos del corredor Bogotá – Soacha y viceversa. No hay que olvidar que (como lo informó el Jefe de la Cartera de Transporte) las empresas que se encuentren por fuera de las dos operadoras deben adherirse a una de las dos para poder prestar el servicio.

“La Sistematización del Plan de Rodamiento es para todo el corredor Bogotá – Soacha y el Sistema de Transporte Interno Urbano. Es claro que con esto el desorden en los terminales, la indisciplina de los conductores, el abandono a mitad de camino, las falsas varadas, los sellos que son vendidos por los propios despachadores y los despachos que son hechos por los mismos conductores mas no por las empresas, todo eso debe acabarse con el nuevo sistema, pero para ello tenemos que hacer unos trabajos bastante dispendiosos donde necesitamos la colaboración de todos, autoridades y comunidad”, señaló el Director de Transporte.

Finalmente, el funcionario sostuvo que la idea también es mirar la demanda que se tiene y cuál es la oferta que hay, en aras de examinar cómo se van a modificar los planes de rodamiento. “Habrá modificaciones en algunos despachos, sin que eso signifique que el servicio se vaya a suspender en otros sectores. Se debe tener en cuenta que con el sistema realmente se empieza a analizar toda la problemática que tiene Soacha, pues en primera instancia se va a mirar la demanda y la oferta, para saber la cantidad de buses que tenemos en cada uno de los puntos y si en esos puntos hay el número adecuado de vehículos. El sobrecupo es algo que vamos a ir controlando en la medida que se vayan ajustando las rutas de acuerdo a estos dos factores”.