La incautación de 210 botellas de licor adulterado y de contrabando, varios establecimientos sellados por estampillas falsas y una persona judicializada, dejó como resultado el operativo de control a establecimientos comerciales en el barrio Compartir de la comuna uno de Soacha.


Estas jornadas tienen como fin velar por la seguridad y la salud de los ciudadanos del municipio, por tal razón la Alcaldía de Soacha, a través de la Dirección de Apoyo a la Justicia de la Secretaría de Gobierno, junto con el apoyo de la Policía Nacional, Secretaría de Salud, inspecciones de Policía, comisarías de familia, Grupo Anticontrabando Grac de la Secretaría de Hacienda de la Gobernación de Cundinamarca y peritos en la verificación del licor, continuarán adelantando estos operativos por las diferentes comunas del municipio.

Marco Antonio García, director de Apoyo a la Justicia, manifestó que «lo que se pretende con los operativos como primera medida es concienciar a los propietarios de los establecimientos de comercio del municipio, para que al momento de expender estas bebidas alcohólicas lo hagan respetando los estándares establecidos para el consumo de los mismos y sobre todo deberán pensar en la vida y en la salud de los habitantes que consumen estas bebidas. Para la Administración Municipal, lo más importante es salvaguardar la integridad y los intereses generales de los ciudadanos de Soacha».

Así mismo, se seguirá interviniendo las ‘chiquitecas’ con el fin de prevenir el ingreso de niños y adolescentes dentro del marco de la prevención y protección de los menores en el territorio municipal.