Con el propósito de garantizar la seguridad y el orden publico durante la posesión del Presidente de la República Juan Manuel Santos, el alcalde José Ernesto Martínez Tarquino ordenó adelantar acciones preventivas en todo el perímetro municipal.


Haciendo uso de sus facultades y dando cumplimiento a la ley, el ejecutivo expidió el Decreto 293 del 2 de agosto de 2010, el cual ordena a los organismos de Policía y Ejército Nacional adelantar acciones preventivas para salvaguardar la seguridad ciudadana, la convivencia pacífica y la conservación del orden público en el municipio, especialmente en sedes administrativas, judiciales, redes de comunicaciones, servicios públicos, energía, acueducto o gas, zonas Industriales, comerciales, bancarias y estaciones de servicios, al igual que prestar atención a la Autopista Sur en los siguientes sectores:

Cazuca, Quintanares, San Mateo, Avenida 30, Calle 15, Calle 13, el Altico, Compartir, Centros Operativos Móviles, Coliseo General Santander y en sí todo lugar que pueda ser objeto de taponamiento, protestas violentas o cualquier tipo de modalidad delictiva dirigida a perturbar el orden público.

De igual forma la policía deberá dar cumplimiento al decreto Nº 159 de 2010 que prohíbe el parqueo de vehículos en zonas aledañas a establecimientos públicos, al igual que realizar operativos, requisas y control al porte de armas de fuego, punzantes, corto punzantes, contundentes y elementos similares que pongan en peligro la vida e integridad personal de los ciudadanos.

Otras medidas

Control al tránsito de Motocicletas de todo cilindraje con parrillero en el perímetro urbano del municipio de Soacha, desde las seis de la tarde del día viernes 6 de Agosto, hasta las 6 de la mañana del día domingo 8 de agosto de 2010.

-Control al transporte de cilindros de gas.
-Control al transporte de escombros y chatarra en el perímetro urbano del Municipio.
-Se instalarán puestos de control por parte de la policía y el ejército en vías del municipio
-Suspensión al uso de todo tipo de armas, municiones y explosivos.

Se ordenó también mantener a los hospitales del municipio en situación de alerta amarilla para atender cualquier hecho que se presente. Y finalmente solicitar a la comunidad que comunique de inmediato cualquier acto sospechoso, actos de terrorismo o violencia y reportarlo a las siguientes líneas telefónicas 7326363 y/o 7324547