Inició construcción de la capilla de Quintas de Santa Ana

Con el propósito de entregar a la comunidad un lugar para la oración y el encuentro con Dios, la Junta de Acción Comunal de este sector de la comuna uno inició el pasado sábado la construcción de un pequeño templo que congregará a decenas de familias residentes allí.


bogota-colombia-1-1.jpg
Desde el año 2008 los vecinos de Quintas de Santa Ana iniciaron el trabajo para lograr la consecución del lote donde se emprendió la construcción, pues aunque desde un principio la inmobiliaria que edificó el barrio se había comprometido a entregar la capilla construida, una serie de disputas entre ésta y los habitantes del barrio impidió la consolidación del proyecto. Fue sólo hasta finales del 2009 cuando por fin se obtuvo la escritura que acredita a los residentes como propietarios del lote, lo que dio vía libre para empezar a realizar el sueño de tener un lugar en el que cada ocho días puedan ir a expresar su fe.

“La idea nace a partir de una necesidad, pues todos los barrios tienen un sitio sagrado y hasta ahora nosotros estábamos quedados en esa parte. Desde hace muchos años el lote estaba destinado para la capilla, pero no se había podido utilizar debido a que no se encontraba legalizado. Ahora por fortuna se ha retomado esta iniciativa y hoy vemos reflejados nuestros esfuerzos en el arranque de la obra. Aunque sabemos que nos va a tomar tiempo, estamos seguros que con la ayuda de Dios y la Virgen vamos a salir adelante, pues lo que más queremos para toda nuestra comunidad es tener una capilla donde podamos celebrar nuestras eucaristías”, explicó Marleny Méndez, Presidenta de la JAC de Quintas de Santa Ana.

“Estamos pensando en el bienestar de toda la comunidad, dependemos de Dios independientemente del credo y queremos poner todo en manos del creador. Este ha sido un trabajo arduo de muchos años y afortunadamente la nueva junta logró conciliar con la inmobiliaria para poder rescatar el terreno”, indicó Ángel Rodríguez, residente del barrio.

La obra es realizada por medio de aportes voluntarios en especie de la misma comunidad, es decir donaciones de materiales, herramientas o trabajo, dado que no se reciben ayudas en dinero, “estamos apoyados por la misma JAC en pleno y el Comité Pro Templo, además de aquellas personas de buen corazón que estén interesadas en construir la capilla”, agregó Méndez.

“Dios mueve los corazones de las buenas personas y a medida que nos vayan donando materiales avanzaremos en la construcción de nuestro templo”, concluyó Rodríguez.

Aunque la construcción apenas comenzó, desde ya los vecinos de Quintas iniciaron la celebración de misas, esto debido a que la capilla quedó adscrita a la parroquia del barrio Ciudad Latina, por lo que su sacerdote acompaña a los fieles desde el pasado domingo para que cada 15 días se celebre ‘la fiesta del Señor’, a las 3:30pm.

Como la obra apenas empieza, se hace la invitación a todas las personas que deseen vincularse a esta labor social para que acudan cada sábado a acompañar la construcción de la capilla.