Desde hace más de veinte años, las diferentes Juntas de Acción Comunal del barrio Julio Rincón han estado gestionando varios proyectos de pavimentación para beneficiar a la comunidad de su sector. Sin embargo, durante ese tiempo los intentos por la transformación del territorio resultaron en pequeñas obras que causaron poco impacto en el bienestar de la comunidad.


Continuando el proceso llevado a cabo por los anteriores líderes comunales, la actual JAC en cabeza de Jesús María Ruiz, priorizó la insistencia ante la administración municipal para lograr aportes significativos en el sector que representaran una transformación total de Julio Rincón, y que a su vez dejara el derrotero para continuar con las mejoras que requiere los espacios del sector.

Siendo así, desde su posicionamiento la actual junta ha logrado adquirir para su barrio beneficios que han causado gran impacto en la calidad de vida de los habitantes. En primera medida se aportó al mejoramiento de la seguridad, gracias a la instalación de seis cámaras en lugares que de acuerdo con la comunidad representaban anteriormente más peligro para los residentes. Así mismo la implementación de un espacio deportivo que ha promovido la buena utilización del tiempo libre en niños y jóvenes.

Jesús María describió el impacto que estas iniciativas han tenido tanto en la percepción como en el comportamiento de los habitantes y visitantes de Julio Rincón:

“Gracias a la implementación de las cámaras de seguridad hemos logrado reducir la delincuencia en aproximadamente un setenta por ciento, no podemos asegurar que sea un trabajo que hayamos logrado en su totalidad, ya que las personas que vienen a causar males en nuestro barrio generalmente suelen ser de otros sectores e incluso de Bogotá. Sin embargo el trabajo que hemos estado realizando con nuestros jóvenes y gracias a la nueva cancha, hemos podido formar un ambiente de compañerismo entre vecinos y jóvenes que al tiempo aporta a la convivencia y la seguridad”, puntualizó el líder.

Para la JAC de Julio Rincón el mayor logro conseguido hasta el momento es la adaptación y pavimentación de la transversal 9, caracterizada por ser la vía de principal acceso a la comuna 4 y que a su vez conecta con la avenida Quintanares y San Mateo; la vía está comprendida desde la calle 44 hasta la 48, incluyendo las subcalles A, B y C, respectivamente.

“El proyecto además de incluir la pavimentación de la vía también contempla una actualización y ampliación del alcantarillado, dejando la posibilidad de la implementación del sistema para el barrio, hecho que también permite pensar en la posible pavimentación de las vías que lo comprenden”, explicó el líder comunal.

La comunidad también manifestó su agrado ante las beneficios que la obra aportará para toda la comuna: “Serán varios los pasos en adoquín que nos permitirán pasar de un lado a otro de la avenida, lo que garantizará nuestra seguridad. Además en medio de los dos carriles habrá un parque ambiental con prado y árboles, este será un aporte que seguramente contribuirá en gran medida a la preservación y expansión del medio ambiente en la comuna 4”, expresó Leidy Mosco, residente del sector.

Finalmente la obra que hoy es orgullo para los habitantes de Julio Rincón, está siendo llevada a cabo bajo el contrato de obra No. 970 de 2014 realizado por el consorcio HND y la comunidad espera que esté terminada en su totalidad el 15 de diciembre del año en curso y que así mismo sirva como la puerta para lograr la transformación de las demás vías del barrio.