La policía llegó y salvó al ladrón de la enfurecida comunidad que lo golpeó insistentemente, incluso tiene comprometido el ojo derecho.

Patadas, puños y golpes fue lo que recibió el ladrón que al parecer robó un celular desde una moto y se dejó atrapar por la comunidad.

En medio de la golpiza que sufrió, el ojo derecho del ladrón podría haber quedado comprometido, fruto de los golpes que recibió.

Insultos de toda clase se escucharon desde los habitantes del barrio Alquería, quienes estaban enfurecidos contra el ladrón, incluso algunos pidieron desnudarlo para que nunca olvide la vergüenza de su acción.

Al final llegó la Policía y salvó al sujeto, quien además de ser golpeado, fue arrastrado por la comunidad.

Imágenes sensibles

Video: lafm