El 1 de noviembre de 2020 más de 20 familias empezaron a construir cambuches sobre el terreno ubicado al lado de la calle 40 sur, entrada a San Nicolás.  

Ese día los residentes de sectores vecinos avisaron de inmediato a las autoridades, pero estas se escudaron que para ese entonces no se podía utilizar el ESMAD en los desalojos. Al día siguiente, el secretario de Gobierno, Danny Caicedo, respondió: “Desde ayer estamos al tanto del tema y estamos esperando que el propietario del terreno ponga la querella”.

Puede recordar: No paran las invasiones en Soacha

Pasaron los días y siguieron llegando más familias al amplio terreno ubicado diagonal a la fábrica de vidrios Peldar y detrás de los patios de tránsito, incluso se identificó que detrás de la invasión estaban tierreros colombianos con el apoyo de varios grupos de extranjeros. En aquel entonces, un líder de la zona dijo: “Desde el domingo llegaron unos 130 venezolanos y ya han construido alrededor de 30 cambuches hasta la autopista Sur, situación que genera desconfianza e inseguridad en el sector”.

Lo invitamos a leer: Venezolanos siguen engrosando cinturones de miseria en Soacha

Hoy, tres meses después, varios cambuches se han cambiado por casas de ladrillo y lo que temen los residentes de la zona es que estas familias se asienten definitivamente en el lugar. “Ya han hecho casas en bloque y nadie les ha dicho nada, y eso que el alcalde dijo que en su gobierno no dejaría invadir un metro de terreno en Soacha”, sostuvo una residente de San Nicolás.

La comunidad de este amplio sector de la comuna uno pidió al alcalde, secretario de gobierno, personera y policía, que actúen para desalojar a los invasores. “El sector se ha vuelto más inseguro desde la llegada de esas familias, muchos venezolanos, y lo grave es que ya han construido casas con bases, columnas y ladrillo”, finalizó un residente de la zona.