Luego del planton de esta mañana protagonizado por los taxistas de Soacha y tras un encuentro con la Secretaría de Movilidad de Bogotá, el problema generado por la falta del convenio interadministrativo, continúa. El coronel Édgar Velandia, comandante de la Policía de tránsito de Bogotá, evadió una reunión inicial programada para las 11:30 Am y ahora se espera el apoyo y la intervención del Ministerio de Transporte.


director-DANE-com-alcalde-Soacha

director-DANE-com-alcalde-Soacha

Ya son casi seis años lo que cumplen los taxistas de Soacha trabajando sin un convenio interadministrativo entre el Distrito y el Municipio, los mismos que llevan sorteando las diferentes dificultades y aguantando la negligencia y falta de voluntad de las autoridades de los dos territorios.

Hoy precisamente se generó la protesta a raíz de la exigencia de la planilla de viaje ocasional por parte de las autoridades de Bogotá, requisito estipulado para los taxistas de Soacha en el Distrito, precisamente por la falta del convenio.

“Estamos haciendo esta protesta porque queremos que nos escuchen, porque aquí en Soacha no hacen sino decirnos mentiras, ni la directora de transporte ni el alcalde nos ayudan, entonces estamos realizando una protesta pacífica para que se cumplan los compromisos que hemos hecho”, explicó Isidro Villamil, representante de los taxistas.

Y es que según el gremio de los amarillos, la ley es solo para los de Soacha porque los taxistas de Bogotá sí ingresan al municipio sin restricción alguna. Incluso denunciaron la existencia de alrededor de mil carros piratas que hacen recorridos hacia Bogotá.

“Cada día se aumenta el parque automotor de carros piratas aquí en Soacha, ya hay por lo menos mil particulares que llevan pasajeros a Bogotá y son tan descarados que algunos dicen que tienen que cobrar más porque dizque tienen que llevar planilla. Están cobrando tarifas exageradas”, agregó Villamil.

Otro de los taxistas aseguró que tanto el Distrito como el municipio actúan como dos equipos que se tiran la pelota uno contra el otro, pero de soluciones nada: “Estamos cansados de ver que las dos administraciones vienen jugando como si nosotros fuéramos el baloncito y ellos dos equipos: Soacha y Bogotá. Queremos entonces que nos ayuden a definir esta situación porque en la capital nos viven mortificando”, aseveró Fernando Quitian Santamaría, taxista de Soacha.

Para ellos, de nada sirvió el compromiso verbal adquirido el 6 de octubre de 2010, el cual abolía la planilla ocasional de viaje entre los taxis de Bogotá y Soacha, porque de nuevo se está exigiendo.

Lo cierto es que mientras no haya una solución, los taxistas de Soacha continuarán con las protestas y por ahora siguen estacionados sobre la vía paralela a Terragrande I.

La Policía Nacional aseguró que estará pendiente del desenlace de este nuevo capítulo entre los taxistas de Soacha y las autoridades municipales y del Distrito.

“Hemos estado haciendo el acompañamiento para garantizarles a los usuarios que no hayan bloqueos y que los usuarios del transporte no se vean afectados. La Policía Nacional siempre va a estar acá para asegurar la movilidad y que los usuarios no se vean afectados, estamos esperando resultados de las reuniones de hoy para saber cómo actuar, pero mientras permanezca el plantón, aquí vamos a estar”, concluyó el teniente Anyelo Palacios, comandante de tránsito urbano del departamento.

Tambien ver: 7309