El hecho sucedió en la tarde del domingo en la avenida Primero de Mayo, cerca del hospital de Kennedy.

Lo que aseguran los testigos es que de un momento a otro escucharon un estruendo y al mirar el taxi se había subido al andén y la parte delantera estaba dentro del local comercial.

El taxi de placas WMM 662 terminó dentro de un local de distribución de pan de una reconocida marca, ubicado en inmediaciones del hospital de Kennedy, al sur de Bogotá.

Todo indica que el conductor del taxi manejaba ebrio, aunque las autoridades no se han pronunciado al respecto.

Al parecer no hubo personas heridas, aunque el conductor sufrió contusiones menores.