Con la presencia del Presidente Juan Manuel Santos y el Ministro del Trabajo, Rafael Pardo, se presentó en el Coliseo General Santander, este programa que tiene como propósito ayudar a los adultos mayores que viven en condición de extrema vulnerabilidad o indigencia, a fin de garantizarles una vejez digna.


La iniciativa se lanzó en octubre pasado, en el marco del partido Colombia Vs Paraguay; hasta ese momento había 627.000 beneficiados y en la actualidad se cuenta con más 718.000. La meta para el primer trimestre de 2013 es llegar a 1 millón de personas favorecidas con el programa. A propósito de lo anterior, la imagen de Colombia Mayor son los ex jugadores de la Selección Colombia del mundial de Chile 1962, quienes en su momento lograron el histórico empate 4 – 4 contra la Unión Soviética. Entre los jugadores de ese equipo se resaltan los nombres de Marcos Coll, Efraín ‘El Caimán’ Sánchez y Alfonso Cañón.

“Los beneficiarios serán personas de Sisbén I y II, es decir aquellos que viven en indigencia y extrema pobreza. Tuvimos una ampliación importante este mes y la política del Presidente es ampliarlo a los 2 millones 400 mil beneficiados. Este año aumentamos 90.000 cupos, el año entrante serán 110.000, y después 250.000 cada año hasta llegar a los 2 millones 400 mil. En febrero llegaremos a 1 millón de ancianos cubiertos por este programa”, explicó el Ministro del Trabajo.

Respecto a lo anterior, el proceso se realizará progresivamente, de manera que en 2013 ingresen personas mayores de 70 años, en 2014 mayores de 69, en 2015 mayores de 68, y así sucesivamente hasta cubrir a quienes tengan más de 65 años en 2018, momento en el que se alcanzará la cobertura universal.

Algunos de los requisitos para hacer parte de Colombia Mayor, son:

• Estar en condición de extrema pobreza o indigencia, o en su defecto vivir de la caridad pública.

• Pertenecer a las listas de prioridades (mayor edad, mayor prioridad).

• No tener pensión.

• No pertenecer al régimen contributivo, ni en salud, ni en pensión.

• Vivir con la familia, y que el ingreso familiar sea igual o inferior al salario mínimo.

• Residir en un centro de bienestar para el adulto mayor.

“Los beneficiados de este programa son personas que han hecho parte de una larga lista de espera que supera los 3200 cupos, la cual sólo se movía cuando había traslado de residencia fuera del municipio, algún beneficiario se vinculaba al régimen contributivo, o cuando por obvias razones había un fallecimiento. A partir de hoy, esos recursos servirán a los nuevos beneficiados para ayudarles en sus gastos personales. A partir de marzo de 2013, los 2817 adultos mayores que reciben el mercado dentro del programa de alimentación Juan Luis Londoño de la Cuesta, migrarán a Colombia Mayor, se pasará de 1648 a 5215 beneficiados”, expresó el Alcalde de Soacha, Juan Carlos Nemocón.

“Los beneficiados son personas a las que la vida no les dio la oportunidad de ahorrar o de tener una pensión; de las poblaciones vulnerables, los adultos mayores son tal vez quienes más necesitan la ayuda del Estado, por eso para nosotros este programa es prioritario. Este 24 de diciembre no lo pudimos haber pasado mejor, que entregando estas ayudas a los nuevos favorecidos con el programa”, agregó el Presidente Santos.

Algunas de las personas favorecidas con el programa Colombia Mayor, hablaron de cómo se han beneficiarán con la iniciativa:

“Yo soy una mujer muy pobre, mis hijos son los que pagan el arriendo y los servicios, pero la plata no alcanza para nada más. El subsidio será de gran ayuda, más cuando en mi caso no tengo ningún otro ingreso para correr con mis gastos, además que mi familia y mis hijos es poco lo que me pueden ayudar”, manifestó Ubely Morales.

“Con esto puedo hacer el mercado para sostenerme, la verdad los ingresos que hay en la casa son escasos, entonces es difícil correr con esos gastos por cuenta propia. El subsidio será una gran ayuda para mí”, indicó Alcira Villalobos.

“A pesar de que el subsidio me ayuda para comprar el mercado, la ropa y otras cosas, creo que no es suficiente para cubrir todas mis necesidades. Igual es algo positivo que tiene el gobierno nacional, aunque ojalá se pudiera ampliar esta ayuda para todas las personas de la tercera edad”, concluyó Mario Ernesto Murillo.