Por temporada de sequía, en el territorio cundinamarqués, se han presentado cinco incendios forestales en lo corrido de este nuevo año.


Al respecto el gobernador de Cundinamarca, Álvaro Cruz, afirmó, “de acuerdo con el Ideam vamos a tener una gran sequía en el departamento de Cundinamarca y en el país, por eso es necesario que estemos atentos a los posibles incendios, que seamos muy responsables y no hacer fogatas en el sector rural, en los patios de las casas, que estemos atentos y asistamos a los comités de emergencia.”

Alerta por riesgo de sequía en Cundinamarca

A su vez Cruz Vargas agregó, “hago un llamado para que los comités locales de emergencia estén activos: bomberos, defensa civil, cruz roja. Esperamos no tener grandes afectaciones por el tema de los incendios forestales. Pero hemos podido constatar que la sequía puede afectar aproximadamente unas 40 poblaciones, especialmente del sector del occidente”.

Hasta el momento, según el reporte de las autoridades, los incendios se han controlado y extinguido por un trabajo conjunto de los organismos de socorro de Cundinamarca. La Gobernación dispone todos sus esfuerzos para prevenir y controlar estas conflagraciones.

El primer incendio se presentó este 1 de enero en el municipio de Nilo, a las 9:00 a.m., comprometiendo 70 hectáreas; 50 de rastrojo como se le denomina a la vegetación baja y 20 de bosque denso.

En la misma fecha se presentaron los incendios en la Vereda de Novoa de Sutatausa, donde se vieron afectadas 2 hectáreas de pino plantado y en la vereda de Cañadas de Susa, donde el fuego arrasó con 5 hectáreas de bosque plantado. El cuarto, ocurrió este 2 de enero en el parque de Neusa del municipio de Cogua, afectando una hectárea plantada de cultivo de pino.

El último reporte de incendio forestal, es el que inició este 2 de enero hacia las 6 p.m., en el municipio de Cajicá, siendo controlado por la intervención oportuna de los organismos de socorro departamentales, en la mañana de este jueves 3 de enero.

Para extinguir el fuego, actuaron en un esfuerzo mancomunado los Bomberos de Cajicá, Sopó, Tenjo y Chía; la Defensa Civil, la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Cajicá y la colaboración de la empresa privada Alquería, que aportó con carro tanques de agua para extinguir las llamas.

Fueron cerca de 80 hombres, liderados por el alcalde de Cajicá, Mauricio Bejarano, quienes estuvieron al frente de la emergencia durante toda la noche y continúan en el lugar para evitar cualquier tipo de rebrote de llamas.

Medidas preventivas

  • § No arroje cerillos o cigarros encendidos en la carretera, bosque o zona rural.
  • § No realice fogatas, una flama puede provocar un gran incendio.
  • § No arroje basura, botellas o vidrios, pueden iniciar el fuego creando efecto lupa con los rayos del sol.
  • § Apague el fuego de inmediato, si ve una fogata, el inicio de una conflagración puede ser cercado con ramas verdes, extinguido con agua o tierra.
  • § Pida ayuda de inmediato si el fuego se sale de control al 4205911 o a la línea de emergencias 123, póngase a salvo y avise a las autoridades lo más pronto posible.
  • § Resguarde su vida, al huir del incendio no lo haga ladera arriba, busque áreas planas y camine en sentido contrario al viento.
  • § En prácticas agrícolas, si usa fuego para limpiar el terreno, evite hacerlo en esta temporada.