Uno de los puntos  del decálogo propuesto por el alcalde Juan Carlos Saldarriaga para reactivar la industria, el comercio y el empleo,  es limitar a las empresas del municipio para que -por ahora- sólo trabajen empleados que residan en Soacha. Hay duras reacciones.

Periodismo Público quiso conocer el punto de vista de las personas  y así contestaron:

“Aplaudo la medida porque los de Bogotá son los que vienen a infectarnos, debemos cerrar fronteras y por lo menos durante unos tres meses no permitir  que nadie ingrese al municipio”, dijo Amalia Gutiérrez, residente de San Mateo.

 “Eso es discriminar y los municipios no pueden ser repúblicas independientes. Me parece atrevida la propuesta y considero que debe ser el presidente el que trace las directrices sobre la reactivación del empleo. Lo que deben permitir es que uno se venga a trabajar en su carro particular para no saturar el transporte público”, aseguró el ingeniero Florentino Mesa, residente en Villa Mayor y empleado de una fábrica de Cazuca.

Y como ellos, hubo distintas reacciones a favor y en contra, sin embargo, el alcalde Saldarriaga se mantiene en su iniciativa dada a conocer el pasado el pasado miércoles.

Recordar propuesta: El decálogo del alcalde de Soacha para reactivar el empleo y la industria en el municipio

Los puntos 1 y 2 del decálogo, rezan:

1. Sólo aplicará para las  empresas o industrias de Soacha.

2. Únicamente podrán laborar en estas empresas quienes vivan en Soacha y así evitar contagios en el Sistema de Transporte Público entre ciudades.

El mandatario reiteró que no podrían  entrar a Soacha empleados que vivan en Bogotá u otros municipios.  

 “No lo podrían hacer porque  tenemos que seguir hablando de ese aislamiento inteligente pero responsable y la idea es no saturar el sistema de transporte. Además  las empresas  no van a funcionar  al ciento por ciento, los que están teletrabajando se quedan en teletrabajo y solo podrían acudir  las personas que vivan en Soacha para que no nos llegue la gente de Bogotá a nuestra ciudad”.

Para los expertos, la propuesta debe ser socializada con el presidente de la República, Iván Duque, incluso  con  la alcaldesa Mayor de Bogotá, Claudia López, para que se pueda aplicar. Además ya hay algunos abogados que hablan de discriminación por parte del alcalde y de atentar contra la normativa laboral.  

La propuesta de Saldarriaga de reactivar la industria y el empleo cobijaría, por ahora, a unas 10 empresas que comenzarían a funcionar  a partir del lunes 27 de abril.