Biblioteca Vuelos de Mariposa de Mayo: 20 años trabajando con la comunidad del barrio El Progreso

La Biblioteca Vuelos de Mariposa de Mayo es un proyecto popular y comunitario que se fundó hace 20 años en el barrio El Progreso, comuna cuatro de Soacha.    

Roberto Martínez, escritor y fundador de este proyecto, comenta que el nombre surgió como parte de una reflexión, pues anteriormente existían muchas mariposas en este sector, pero debido a la contaminación provocada por la minería y en la laguna, desaparecieron.

Él continúa indicando que la biblioteca empezó a funcionar en su casa en el mes de mayo del año 1997, cuando se instaló en este sector. En un principio diferentes niños que habitaban este barrio se acercaban para recibir acompañamiento de tareas y solicitaban el préstamo de libros.

Pero fue hasta el año 2000 cuando empezaron a involucrarse y participar mujeres del sector. Así mismo, la Biblioteca Vuelos de Mariposa de Mayo inició su primer proceso de lectoescritura con los niños, quienes lograron escribir un libro en inglés y en español sobre las historias de Altos de Cazucá.

Roberto ha contado con el acompañamiento de la Universidad Uniminuto de Soacha, con Cristian, funcionario de la biblioteca de la alcaldía, y con Boris Moscota, que hace parte de la Soacha Humana.

Este proyecto de autogestión recibe cada 15 días a niños entre los 4 y 6 años, quienes reciben acompañamiento de psicólogas de la Universidad Uniminuto; ellas trabajan en aspectos como el sonido, la música, los colores, los olores y el tacto. Así mismo, la oralidad a través de los juguetes, de esa forma, los más pequeños cuentan con la capacidad de contar historias de su entorno.

Además, la Biblioteca Vuelos de Mariposa de Mayo cuenta con un espacio denominado “musicalización de la palabra”, que se desarrolla con mujeres que llegan a contar sus problemáticas, y quienes tienen la posibilidad de socializar con otras compañeras para comprender la importancia de trabajar unidas en contra de una misma problemática: el abandono.

Espacios para mujeres y hombres del sector

Roberto cuenta que en el año 2005 desarrollaron el primer proceso con mujeres que no sabían leer y escribir; en ese entonces hicieron un trabajo pedagógico en el que, a través de utensilios de cocina, elaboraron una cartilla. Fue así que las mujeres pudieron expresar las necesidades que tenían a nivel individual y colectivo del entorno.

La Biblioteca Vuelos de Mariposa de Mayo ha enfrentado varios retos, uno de ellos ha sido la deserción de los niños, teniendo cuenta que muchos son de nacionalidad venezolana y constantemente están cambiando de residencia.

Así mismo, el difícil acceso a la biblioteca, que es ocasionado por las malas condiciones de la calle. Al respecto, Roberto comenta que hace algunos meses habló directamente con el alcalde de Soacha y le solicitó el arreglo de la vía, y aunque el mandatario se comprometió a revisar el tema, hasta el momento no ha habido ningún pronunciamiento ni avances.  

Le puede interesar: Fundación Ángeles Especiales trabaja por la inclusión en Soacha a través del arte

Este proyecto, que se ha trabajado con las uñas, ha recibido donaciones literarias de la escritora colombiana Rosaura Mestizo Mayorga y de Boris Moscote, entre otros escritores.

Además, están a la espera de un posible apoyo por parte de la organización Techo Para Mi País, que ha mostrado interés en arreglar las instalaciones de la casa, con el fin de que los niños tengan mejores espacios para desarrollar sus actividades.

Roberto cree que los padres de familia, las escuelas y el Estado deberían tener mayor preocupación en la promoción de la lectoescritura y darles mayor importancia a procesos como las bibliotecas comunitarias y populares.

Él indica que actualmente se encuentran en búsqueda de recursos para fabricar los estantes donde puedan ubicar los libros. Por eso, si usted quiere conocer y apoyar a la Biblioteca Vuelos de Mariposa de Mayo, pueden comunicarse al número 3143738625 o escribir en su FanPage.

Por Cristhian Cañón Ramos